El programa de las vísceras, que no del corazón, donde cada tarde se destripa sin piedad la vida privada de famosos, políticos, famosillos y colaboradores, ha hecho pacto de silencio cerrando filas, para evitar nombrar las causas judiciales que salpican a la presentadora suplente: Paz Padilla, y al colaborador protegido de la cadena: Kiko Hernández.

Padilla y su antiguo amor de juventud, Antonio Juan Vidal Agarrado retomaron la relación en 2.012 siendo él imputado y detenido dentro de la llamada 'Operación Edu' -horas después fue puesto en libertad quedando solamente como imputado- por prevaricación y malversación de caudales públicos en relación a los años en los que ocupó el puesto de Jefe de servicio de la Formación de la provincia de Cádiz.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Telecinco

Este miércoles 10 de Junio un Antonio Juan Vidal muy serio, llegaba sin su pareja a prestar declaración ante la juez Mercedes Alaya, si los delitos se confirmasen su futuro se presenta complicado.

Paz Padilla ha pasado a engrosar las filas de novias y mujeres de implicados en tramas de corrupción que en este país nuestro ya son multitud.

El caso de Kiko Hernández es diferente ya que la causa judicial le atañe directamente y es la siguiente. El pasado 27 de Marzo, el diario El Mundo informaba que el colaborador de Sálvame, Francisco Hernández Ruiz, había sido condenado en firme a seis meses de prisión por un delito de apropiación indebida, cometido al quedarse con 14.000 euros de un cliente cuando tenía su empresa inmobiliaria, la cual cerró a continuación.

El Juzgado de lo Penal número 26 de Madrid, declaró probados los hechos y que nunca devolvió el dinero al cliente al cerrar la empresa Popular House S.L. En un principio fue condenado a diez meses de prisión y a reintegrar los 14.000 euros a su víctima, no dando la sentencia credibilidad alguna a las alegaciones exculpatorias, ya que Kiko Hernández declaró no saber si había recibido el dinero porque aunque era administrador único, no llevaba la gestión y siempre tuvo intención de devolver la cantidad.

Vídeos destacados del día

Los testigos no confirmaron su versión y la juez dictaminó que la alegación de no saber cómo se gestionaba el negocio, no era de buena fe por parte del acusado y que el hecho de atravesar dificultades económicas no excluía su responsabilidad, por lo que la conclusión era que 'hubo una apropiación de dinero de ajena pertenencia'.

La sentencia del Juzgado de lo Penal fue confirmada por la Audiencia Provincial de Madrid que si rebajó en cuatro meses la condena impuesta a Kiko Hernández, quedando fijada en seis meses de cárcel, por los períodos en que el procedimiento estuvo paralizado.

Las Redes Sociales no han dejado de hacerse eco tanto de la condena a Kiko Hernández cómo de la imputación al novio de Paz Padilla, máxime cuando está clara la protección que de ambos hace la cadena para que estos hechos no se comenten. A Hernández se le mandó de vacaciones unos días y cuando escampó regresó como si nada hubiese pasado.

Siempre críticos con los casos de apropiación indebida de otros personajes del corazón, miran ahora para otro lado con la tranquilidad que da saberse protegidos por Telecinco, pero claro, con lo que no contaban es con la insistencia de los usuarios de Redes Sociales, que no cejan en su empeño de que Sálvame levante el pacto de silencio y los exponga como hacen con todo el mundo, a la opinión pública.