La audiencia se quedó perpleja al ver cómo sin más se expulsaba a Elisa del concurso de Supervivientes, y es que no había motivo ninguno, a no ser que los rumores que hay por las redes de que supuestamente quien decide al final no es la audiencia sino la dirección del concurso sea cierto y hubiera que expulsarla para que al final pueda ganar quien supuestamente desea el concurso que sea la ganadora o el ganador, si no fuera así no hubieran expulsado a Elisa, no habría modo alguno de entender que otro concursante pudiera ganar. Lo triste es que si siquiera la dejaran llegar a la final, cosa que tenía bien merecido, pues ha sido una campeona tanto moralmente, como físicamente.

Mientras tanto el violento, mentiroso y algo descentrado de Nacho Vidal quien hace tiempo tenía que haber sido expulsado por su mala convivencia y su violencia para sus compañeros es mimado por el concurso que en vez de expulsarle o sancionarle simplemente le separan del grupo que es lo que el realmente deseaba y vive feliz a su bola y sin tener el peso de la convivencia. Isabel Pantoja por otro lado mimada al máximo y llena de privilegios come cada semana por un motivo o por otro, recibe visitas sin habérselo ganado tampoco por su actuación, y no hablar del torero que no hace absolutamente nada pero vive en la isla como si estuviera de vacaciones en Cancún. El resto de los concursantes como Suhalia etc. sufren hambre frío y todo tipo de calamidades mientras son los que pescan y hacen la comida.

Vídeos destacados del día

Una vez más al igual que lo vimos en GHVIP observamos como supuestamente Telecinco no trata a todos sus concursantes por igual, y cuando hay alguno que se le va de las manos porque es mejor de lo que pensaba lo expulsa y se acabó, como ha sido supuestamente el caso de Elisa.

Pero los espectadores no son tontos y gane quien gane saben que Elisa como mínimo se merecía haber llegado a la final e incluso ganar el concurso de Supervivientes. Este tipo de cosas hacen que los espectadores dejen de ver ciertos programas que antes les gustaban como fue el caso de Sálvame que desde que vio a la verdadera Belén muchos espectadores han dejado de verlo por no verla a ella.