La cantante Paulina Rubio no para de ser noticia estos últimos días en todas las revistas del corazón, aunque no precisamente por buenas noticias, sino más bien todo lo contrario. Si bien hace unos días contábamos cómo era objeto de burla en las Redes Sociales por atribuirse de una manera un tanto egocéntrica el hashtag "#PAU2015", cuando realmente este hacía alusión a la selectividad, en esta ocasión hemos podido conocer de primera mano gracias a "Vanitatis" que la rubia ha sido demandada por su ex, Colate.

Los motivos de esta denuncia vienen de la mano de que Paulina no le ha pagado la manutención que así estaba acordada, y que a día de hoy se traduce en 30.000 dólares.

Ante nosotros tenemos a otra de las batallas que llevan librando ambos desde que comenzasen con los trámites de su divorcio. Él no está dispuesto a que su mujer se salga con la suya, y por ello ha reclamado lo que le debe ante la Corte de Miami dicho impago por la manutención debida. La cantante, de momento, no da crédito.

Ella mientras tanto está promocionando su disco junto a su actual novio, Gerardo Bazúa, y es que prefiere hacer oídos sordos dado que por lo visto no entiende la actitud de su ex. Ahora tendrán que hacer frente a una nueva polémica en los juzgados, y es que no logran entenderse desde que pusiesen punto y final a su relación. La cantidad de manutención se traduce en tres meses de impago, una cantidad más que razonable a la que consiguieron estar de acuerdo después de constantes enfrentamientos.

Vídeos destacados del día

Esta manutención hace frente tanto a los gastos de Colate como a los de su pequeño en los períodos que pasa con su padre.

Tal y como han solicitado los abogados de Colate, Paulina tendrá que comparecer ante el juez el 30 de junio a las 9.30 horas. Colate quiere una sanción por las molestias causadas ante este retraso, y al mismo tiempo pide que se acelere el pago de la cantidad adeudada en cuestión. Ya de paso, solicita pasar más tiempo junto a su hijo, con el que planea pasar las vacaciones de verano en España.