Pocos días en el trono de MYHYV le han bastado a José Labrador para mostrarse desmotivado con respecto a las chicas que lo están pretendiendo. Lo cierto es que tal vez ellas se encuentren algo confusas ya que el mozo parece que no acaba de saber lo que quiere. Hasta Carmen Gahona se lo ha hecho ver. Pero él ha sido contundente 'No consiguen encenderme la chispa' A ver Labrador, ¿De qué 'chispa' hablamos? No vayamos a tener un disgusto.

Sus citas están siendo hasta ahora un poco descafeinadas seguramente por el mismo motivo y tampoco vemos que él ponga mucho de su parte, la verdad.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Telecinco

A lo mejor piensa que siendo el tronista no tiene que hacer nada más que dejarse querer. Si eso es así, auguramos un trono aburrido con una fecha de caducidad más bien corta.

La novedad ha venido de la mano de dos nuevas pretendientas: Belén, una madrileña de larga melena morena y tan alta como él, que le ha dicho que viene dispuesta a 'encenderle esa chispa'. Esperemos que no se queme en el empeño. La otra: Tatiana, una canaria rubia también con melena larga y algo bajita, pero con una simpatía arrolladora. La chica está en prácticas de tanatopraxia, algo que a Labrador lo ha dejado un tanto perplejo, pero que al mismo tiempo ha aumentado sus ganas de tener con ella una primera cita.

Lo de Manu es mucho más incomprensible ya que lleva nueve meses en el trono y no se decide a cerrar el casting, algo que está causando no pocos problemas con sus pretendientas que andan a la greña entre ellas. Desde que entró Paola, la italiana latina, lo hemos visto más que interesado por ella.

Vídeos destacados del día

La chica lo ha dado todo -a lo mejor demasiado- pero él sigue sin decidirse a pesar de haber viajado a su lugar de residencia en Italia, una preciosa ciudad costera en el mar de Liguria, en la provincia de Génova.

Se han sucedido los besos, los hemos visto en total complicidad y Manu ha visitado la boutique de Paola y su apartamento pasando juntos veinticuatro horas, suponemos que jugando al parchís y hablando de sus cosas. Pues a pesar de lo bien que han estado, él sigue sin deshojar la margarita y ella ha estado a punto de abandonar.

Quería conocer su mundo para ver si eran compatibles y ya lo ha hecho. ¿Qué le pasa a Manu? Todo indica que si no se decide es por qué no está enamorado y después de los meses que Paola lleva conquistándolo debería tomar ya una decisión e irse juntos o marcharse solo. Tanto ella como el resto de pretendientas no se merecen que siga jugando con sus sentimientos.