La actriz que en su día fuese chica Disney no parece estar atravesando por uno de los mejores momentos en su vida personal, y para colmo, después de haberse divorciado del deportista Mike Comrie, no parece que encuentre tan fácil eso de poder lograr un sustituto con el que ahogar sus penas. Tal y como nos cuenta fuentes como “Los 40 principales” o “La botana”, la muchacha habría sido rechazada por nada más y nada menos que siete hombres a la hora a elegirla para tener una cita a ciegas con ella.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Televisión

Todo comenzó con motivo de un evento que tuvo lugar en Australia y cuya metodología estaba muy sencilla: consistía en jugarse una cita a ciegas. Sin embargo, fue un gran chasco para la actriz y cantante cuando, de ocho hombres a los que llamó, siete de ellos optaron por colgarle el teléfono.

El programa se llamaba “Kyle & Jackie O Show”, y ella fue la gran invitada, aunque después del éxito que tuvo entre el público masculino no creemos que le hubiese sentado tan bien aceptar dicha invitación. El nombre del juego era “Too Much Information”.

La versión de cita a ciegas en modo express fue una experiencia desastrosa para la muchacha, quien en principio, como mencionábamos antes, comenzó con cuatro hombres. Nada más decirles que era madre soltera, siete de ellos optaron por colgarle el teléfono inmediatamente, algo que le desalentó en sobremanera. Pero no era lo único que dijo Hilary, y es que también dejó claro que no quería hombres que estuviesen desempleados y que le encantaba dormir junto a sus perros.

Después de estas innumerables pruebas se produjo un filtro bastante importante en el que finalmente quedó un solo hombre postulado a ser la nueva cita de la rubia.

Vídeos destacados del día

Una gran suerte para él ya que, nada más terminar todo, le contaron que la persona con la que había estado hablando todo ese tiempo era la cantante. Hilary, al menos, se consoló pensando en que su identidad realmente había sido desconocida en todo el tiempo que había durado la conversación. Es seguro que muchos se arrepentirían al haber conocido en qué consistía realmente el concurso.