Pase lo que pase hoy en la gran Final de Masterchef 3 España la gran ganadora será, sin duda alguna Sally. Como si del sueño americano se tratase, la paraguaya, que llegó con una mano delante y otra detrás a este país, ha conseguido labrarse una imagen de mujer fuerte, luchadora y trabajadora que ya le ha valido alguna que otra invitación laboral impagable.

Comenzó el programa pisando fuerte. Tanto ella como Kevin eran los únicos concursantes de esta tercera edición que llegaron a la fase final del talent show poseedores o cursando estudios de cocina, lo que llevó a los jueces a juzgarlos de manera distinta desde el minuto uno.

Con ello, además de buenos platos se les pedía evolución, y casi siempre la guaraní ralló a la altura.

De dedicarles a sus hijos, las labores de su casa y de ayudar económicamente como buenamente podía, Sally, una emigrante sudamericana amante de la cocina desde bien pequeñita gracias al amor por este arte de su abuela, fue poco a poco indagando, probando, cocinando, y finalmente estudiando antes de ver cómo se le presentaba la oportunidad de su vida de la mano del concurso estrella de RTVE.

Allí entró, por la puerta grande, y poco a poco fue ganando seguidores. Su historia, de mujer hecha a sí misma y luchadora por sus sueños ha calado entre los seguidores del programa, quienes, partidos en apoyos a ella y a Carlos, el niño bueno que más ha evolucionado en el programa y que podría arrebatarle el título de ganador a Sally, le ha supuesto el ascenso a la fama.

Vídeos destacados del día

Lejos de quedar ahí, ya ha habido algún chef que le ha tirado los trastos para llevársela a entrenar con visos a acabar cocinando en sus cocinas, lo que es sin duda el mejor premio para cualquier concursante de Masterchef, y lo que todos andan buscando cuando entran.

Pase lo que pase hoy, el reconocimiento y el trabajo que le va a venir tras su paso por el programa, dejan bien a las claras que Sally es la ganadora. También lo será Carlos, preferido en las redes sociales, siendo los dos claros candidatos a primeros espadas de la cocina.