El mismo día de la Final de Amor a prueba, Mega, productora del Reality del año en Chile, confirmaba a la audiencia que una de las parejas nacidas en la casa de Pirque ya no estaba junta. Era de la Oriana y Tony.



La noticia, comunicada en mitad de la gran Final del concurso que acabó llevándose Pedro y Romina, no tardaba en correr como la pólvora en las redes sociales donde los seguidores y detractores de la pareja iniciaban una 'guerra' para defender sus intereses, y a falta de comunicado oficial de ambas partes.

 Hoy ya conocemos, a través de un comunicado oficial de ambos protagonistas, que su relación ha llegado a su fin y que, tras unos meses en los que su relación ha ido yendo a peor, han decidido por el bien de ambos poner punto y final a una historia de amor salpicada de momentos agridulces durante su encierro en el nido.

Y es que cabe recordar que, una vez iniciada esta relación en la casa, y tras la salida de Oriana y su vuelta a España para tomar aire en la época navideña, ambos decidieron tomarse un tiempo e iniciar un paréntesis con la intención de ver si estaban mejor separados, lo que llevó que cada uno rehiciese su vida en la casa.

Tanto fue así, que la española no tardó en volver a ingresar ya en el nuevo año con el que era su nueva pareja en la casa, Álex, para sorpresa de todos los presentes. Tras unos días tratando de volver a la rutina como concursantes de Amor a Prueba, Oriana se daba cuenta de que seguía enamorada de Tony y ambos volvían a reconciliarse y a empezar de cero. Para entonces Álex seguía en la casa aguantando el juego de su pareja con su ex, hasta que decidió abandonar.

 Fue entonces cuando ambos iniciaron lo que esperaban fuera el camino directo a la Final del concurso y al triunfo que les reportaría cuarenta millones de pesos.

Vídeos destacados del día

Sin embargo, a las puertas de las Semifinales, su participación en las pruebas de eliminación les ponían con las 'patitas en la calle'.

Ahora, ya separados, se espera que ambos inicien un carrusel de visitas a los platós de televisión y a las revistas a contar los porqués de su ruptura.