Debe de ser inevitable, pero muchos deben de pensar que una chica tan atractiva no puede pasar ni un solo día sin pareja y, quizás por esto, las revistas del corazón y el mundo rosa no deja de especular sobre cuál será la próxima relación de Irina Shayk.

Hace unos días, la modelo rusa compartía fiesta con Justin Bieber y, ya entonces, todas las alarmas se dispararon ante la posibilidad de una nueva pareja a la vista. Sin embargo, tras la ruptura con Cristiano Ronaldo, la modelo rusa había manifestado que necesitaba un hombre maduro, no un niño, y además, parecía que Irina no llevaba muy bien la extensa fama de Cristiano.

Anuncios
Anuncios

Por estas razones, ya en su tiempo se especuló que Justin Bieber no cumplía ninguna de las cualidades perseguidas por Irina, ya que, además de su gran popularidad, en cantante pop canadiense es de todo menos maduro, no sólo por su edad, sino también por su más que polémico comportamiento.

Olvidada la posible relación con Justin Bieber, sólo ha hecho falta ver juntos a Irina con Bradley Cooper para que vuelvan a dispararse las alarmas. A ambos se les vio en la reunión de corresponsales de la Casa Blanca, un acto que cada año organiza Barack Obama y además, según informa la revista digital “Melty” el actor y la modelo asistieron juntos a un musical de Broadway.

¿Pareja a la vista o simple especulación?
¿Pareja a la vista o simple especulación?

A sus 40 años, y tras cuatro relaciones confirmadas, Bradley Cooper se podría definir como un hombre maduro y de gustos refinados. Tras una primera etapa donde sus ojos se posaron en varias actrices, entre ellas, Renée Zellweger, ahora, y con la madurez, Bradley parece tener ojos solamente para bellas modelos. No en vano, hasta hace poco tiempo, el actor había mantenido una relación con la modelo británica Suki Waterhouse, la cual no sabemos si está completamente zanjada.

Anuncios

Hace unos meses, y coincidiendo con su cuarenta cumpleaños, un diario de Quito, “Farrándula”, definía a Bradley Cooper en un titular como “actor maduro y exitoso”. Pues según esta definición, a Irina, el bueno de Bradley, sólo la satisfaría en un cincuenta por ciento, ya que la cualidad de exitoso no está entre sus expectativas. En unas recientes declaraciones a “Hola” sugirió que la excesiva fama de Cristiano era capaz de eclipsarla y hacerle sentirse fea.

Pues nada, demos tiempo al tiempo y veamos si este romance tiene continuidad. Quizás sea el preludio de un bello y puro amor, o quizás no sea más que una simple especulación, fruto de la incorporación de la modelo a la jet set estadounidense. No olvidemos que desde principios de este año Irina reside en Nueva York y que, por tanto, las posibilidades de encontrase con todo tipo de actores y celebrities son mucho más elevadas. Ya llevamos dos especulaciones en un mes y, seguro, que a esta marcha, la bella modelo no va a tener ningún problema para encontrar a su encantador y maduro príncipe azul.

Anuncios

Haz clic para leer más y mira el vídeo