Han tenido que pasar ocho largas semanas de intriga para saber que los que estaban bajo sospecha y eran culpables de la desaparición de Alicia Vega y la muerte de dos niñas en la serie "Bajo sospecha" eran "Tres tristes tigres". Y la clave la comprendió Laura tras leer una novela del mismo título.

Todo empezó por un desesperado plan de los niños Vega para retener a papá tigre, Roberto Vega. Las continuas peleas en su matrimonio con la madre, Carmen Castro, y su posible abandono del hogar hacen urdir un, en principio, inocente plan para retener al jefe de la manada.

Anuncios
Anuncios

Sin embargo, esta inocente acción se fue complicando de forma desmedida hasta acabar con tres muertes y una familia hecha añicos.

El plan fue fingir el secuestro de Alicia Vega para llamar la atención de Roberto e impedir su ida con Begoña; los cerebros de la trama, unos niños desesperados y que movidos por el amor hacia su padre idean, a la postre, un macabro plan. Las víctimas, Alicia Vega, su prima Nuria Vega y el pobre Juan Bosco, que tuvo la mala suerte de encontrase con Alicia en su camino.

Anuncios

Para evitar que Roberto se fugara con Begoña, después de la comunión de Alicia, sus hermanos, Pablo y Nuria, y de acuerdo con Alicia, fingen el secuestro de esta. Tras esconder a Alicia en la casa del perro, los hermanos empiezan a poner pistas falsas. Sin embargo, cansada y, tras que su tío se dejará la puerta abierta, Alicia pretende poner fin al juego regresando a su casa.

Un golpe de mala suerte hace que Juan termine con su vida en un desgraciado atropello, que a la postre, y sin poder cargar con la culpa lleva al suicidio de Juan.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Televisión Series

La muerte de Nuria Vega también resulta de un desafortunado incidente, en el cual, y tras una pelea de niños, Pablo le arroja una linterna que acaba con su vida en un golpe certero. El amor de los padres de Pablo intentó despistar a la policía y a los televidentes, pero al final la verdad de la linterna salió a la luz.

Para terminar, las consecuencias de la infiltración de Laura y Víctor como policías en el pueblo de Cienfuegos que acabaron con la decepción de Carmen al conocer que Laura la había estado engañando durante toda la serie y el despecho de una madre herida que no puede atender a razones.

Además, la serie acabó como deben de acabar todas las buenas "pelis" de Hollywood con un beso de amor entre los protagonistas. Laura y Víctor, unidos por todas las aventuras y desventuras deciden acabar la serie como cualquier pareja de hecho y, a pesar de advertencia inicial, el bueno de Víctor no acabó como los "castrati".

Sí señor, un aplauso para Antena 3, Atresmedia y Bambú Producciones por una serie que nos ha hecho vibrar y emocionarnos hasta el final.

Anuncios

Se habla de una reposición de la serie, y ya se sabe que segundas partes nunca fueron buenas, pero bueno eso será otra serie y otra historia.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más