Si una banda de Música que está viviendo en sus primeros años de existencia un éxito histórico puede recibir un durísimo golpe, sin duda es la baja de uno de sus miembros. En el caso del grupo británico One Direction, ha sido uno de sus integrantes más queridos y deseados por las denominadas directioners, Zayn Malik, el que ha querido dar ese paso tan temido por todo equipo, por lo que decidió recientemente abandonar a sus compañeros.

Y todo esto se produjo en mitad de la gira por Oriente que estaba realizando la popular boyband para enloquecimiento de sus fans.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Televisión

El cantante inglés decidió regresar a Europa para tomarse un necesitado descanso tras el revuelo de rumores que corrieron mediante las redes sociales tras aparecer el joven fotografiado junto a una chica que no era su prometida, Perrie Edwards.

Pero finalmente, trascendió que el cantante había tomado la dura decisión de dejar a sus compañeros colgados en mitad del tour por Asia para emprender su carrera en solitario.

Ahora, Louis Tomlinson, Niall Horan, Harry Styles y Liam Payne han pasado a formar un cuarteto, pero por supuesto mantendrán el nombre con el que todo el mundo les conoce: One Direction. Tras un mes de marzo de crisis por la salida de Zayn Malik, los cuatro cantantes han decidido romper su silencio de las últimas semanas y dedicar unas declaraciones a su ya ex-compañero a través de una entrevista concedida al medio británico The Sun.

Y es que los cuatro coinciden en sentirse realmente tristes tras la marcha de uno de los integrantes del antiguo quinteto. Los jóvenes artistas piensan que es lo peor que puede ocurrirle a una banda de música y que esa pérdida es costosa de superar.

Vídeos destacados del día

No obstante, los chicos han confesado que, aunque al principio dudaban mucho de cómo iban a salir las cosas a partir del momento del abandono de Zayn Malik, ahora han podido actuar para sus fans como cuarteto, y el apoyo recibido (algo que han agradecido) ha hecho que ganen mucha de la confianza que habían perdido, por lo que se sienten fuertes y prometen seguir los cuatro juntos al 100%. Las directioners pueden respirar tranquilas, hay boyband para rato.