En el trono de chicas parece que las cosas no van tan bien, así al menos parece en el trono de Steisy en concreto ya que el trono se quedó con un chico menos entre sus pretendientes. Steven Nodal ha agradecido a través de su perfil de Twitter por darle la oportunidad de formar parte del programa y envió saludos y abrazos.

El pretendiente primero tuiteó que se iba de vuelta a casa pero con la cabeza bien alta. Todo hace suponer que en la última cita no fue tan de color de rosa como todos esperamos porque unas horas antes de la grabación Steven también colgaba en su perfil un mensaje en el cual explicaba que estaba nervioso, y que esperaba que al ver a su tronista se le quitara esa preocupación que tenía y a ver si se animaba.

Parece que las preocupaciones tenían su fundamento y Steven se fue del programa para no volver. Steven ya había sido cuestionado por varios de sus compañeros por sus actitudes, y hay que decir que no se veía demasiado "feeling" entre él y su tronista y ello habría sido la causa de terminar su conquista.

Esperemos que al chico fuera del programa le vaya bien, de hecho ya tiene varios contactos porque en estos últimos días participó en varios bolos y también posó desnudo por las Redes Sociales. El ya ex pretendiente subió a sus perfiles varias fotos en la cual se lo puede ver en la ducha, de espaldas y totalmente desnudo lo que parece le sido muy beneficioso

Aunque también parece que ha vuelto aficionados a varios de los pretendientes que se han sumado a esta nueva tendencia. Aunque Steven mostró su lado más sensual y profesional los últimos que se han sumado a desnudarse por las redes lo han hecho aún mucho mejor.

Vídeos destacados del día

Si en algo coinciden los pretendientes de la tronista más querida es que a todos les gusta mostrar su "músculos", los bolos y el dinero. ¿Habrá de verdad alguno que este por el amor de Steisy o sólo seguirán por la popularidad? a todos parece que les gusta más llegar a un trono que llegar a su tronista. Por lo pronto todos los que salen de plató siguen haciendo sus pinitos por las discotecas de moda.