Alberto Isla comenzó su trono y como ha dicho Emma García "¿qué es un trono sin sus pretendientas?" y así fue como comenzó el desfile de las nueve pretendientas que están dispuestas a conquistar el corazón de Isla.

Tanto estuvo nervioso él como sus "chicas" las que no sabían qué hacer. Entre nervios y emociones las pretendientas se han ido presentando poco a poco, por el orden que la presentadora les fue dando, considerando la edad de Alberto las pretendientas van de acorde a él y no pasan de los veintidós años.

Pretendientas que afirman que no quieren conocer al Alberto que toda la prensa rosa conoce sino al verdadero Alberto Isla, un joven guapo, soltero y que quiere encontrar el verdadero amor.

El ex de Chabelita estuvo nervioso mientras intentaba conocer a sus pretendientas, de las cuales entraron nueve al plató y hoy en su primer día tuvo que prescindir de una.

De todas si hubo dos que llamaron su atención y se notó claramente además de ser Nacho Montes y Nagore Robles quien más han estado atentos a estas presentaciones para así poder dar sus primeros veredictos. Así fue como no se equivocaron en decir que había una que le había hecho más "gracia" que las demás, a ella le dio el primer baile como tronista aunque eso sí quedó claro que bailar no es lo suyo.

Alberto entró con un baile más que ensayado con dos coreógrafos que intentaron que el tronista destaca un poco pero vamos que luego de demostrar dos veces el mismo baile, el chico ha demostrado que más no puede hacer, aunque los bailarines dijeron que se esforzó mucho para lograrlo.

Vídeos destacados del día

El baile final lo intentó pero nuevamente dejó claro que así no conquistará a sus chicas, por lo pronto ha sido una de sus pretendientas la cual es monitora que ha decidido ayudarlo al respecto. Por lo menos Manu le ha dado sus primeros consejos para bailar Bachata y además lo que debe hacer para llevar bien el trono. Isla se ha mostrado muy sincero y eso le ha gustado tanto a sus pretendientas como a los asistentes del plató esperemos que nos brinde un trono digno de ver.