Este martes, 31 de marzo, el segundo capítulo de la comedia protagonizada por Antonio Resines, Antonio Molero y Mónica Estarreado, entre otros, obtuvo un 16,4% de share con casi 2.9 millones de espectadores (2.877.000). Respecto a la semana pasada, la serie, producida por la cadena privada -propiedad de Mediaset- en colaboración con Producciones Mandarina, Aquí Paz y después Gloria pierde 804.000 espectadores y cae 3,7 puntos.

Segundo capítulo de Aquí Paz y después Gloria

Paco tiene que oficializar un funeral, el de Alfredo, dueño del club de alterne "El conejito feliz". Antes de comenzar la misa, Gloria le interrumpe llamándole por teléfono desde la habitación del hospital donde se encuentra su gemelo. No es nada grave. Gloria quiere que Ángel (Paco) le case con el que ella cree que es Paco (realmente Ángel) para así cobrar su herencia.

Paco, asombrado por lo que su 'palomita' le cuenta, se niega.

Alfredo, el difunto, ha dejado una herencia para la Iglesia: un baúl. A simple vista parece un "trasto" viejo. No obstante, este contiene artículos religiosos antiguos: ropa, sandalias, estampas… Y una pequeña caja de madera. "Lo que contiene la caja es un trozo del Santo, un dedo incorrupto, su valor es incalculable", le comunica el Obispo a Paco y Julián.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Telecinco Televisión

Tras la sorprendente noticia, los dos curas buscan, desesperados, la cajita -y su contenido valioso-. Resulta que esta ha pasado de Paco a Morfi, de Morfi al subinspector Roque y de este a su mujer. Sin embargo, el policía antes de entregarle la caja a su esposa, tiró el "dedo" a la basura pensando que era insignificante.

Por otra parte, Fermín y Manolo, los narcotraficantes gallegos a los que Paco debe dinero, roban en la peluquería de Paz.

Por si fuera poco para Paz, tiene que pagarle el alquiler del local a Cuca, la que iba a ser su futura suegra, una mujer malhumorada sin compasión a la cual lo único que le importa es cobrar "sus alquileres". Aprovechando el bajo estado anímico de Paz, Ángel (el verdadero Paco) le pregunta a su pareja de la infancia: "¿Si mi hermano Paco se despertase te casarías con él?".

Antes de que Paz responda, Paco recibe una llamada de Gloria la cual se encuentra, borracha, en la habitación del hospital de su hermano.

En la sala, entre unas cosas y otras, Gloria descubre que Paco no es el que yace en la cama sino el que se ha hecho pasar por cura. "Te mentí pero lo hice para protegerte. Estoy a punto de cerrar una operación en la que vamos a ganar un pastón", se justifica Paco.

Después de ir al veterinario, Morfi le explica a los curas, Paco y Julián, que su perro, Metadona, se ha tragado el "dedo incorrupto".

Mientras esperan que al perro le haga efecto el laxante, Gloria y Paco ponen un anuncio en internet: 'Sepulcro Blanqueado' ofrece 6.500 euros por el dedo.

En el bar, Paco se reúne con "Sepulcro Blanqueado". Sin embargo, tras un choque y una confusión de sobres iguales, el que contiene los billetes acaba en manos de Paz. Ella piensa que ese dinero se lo ha regalado Curro -su ex futuro marido-, para así no verse obligada a cerrar la peluquería.

Por último, los gallegos aparecen de improviso en casa de los curas e intentan intimidarles a punta de pistola. Gracias a la poca inteligencia de los narcotraficantes, y a que Roque interrumpe en la casa, Paco les convence de que él es realmente Ángel. Por su parte, el policía se persona en el hogar para explicarles que el dedo era falso y que han detenido a una estafadora (supuestamente a "Sepulcro Blanqueado").

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más