Estamos acostumbrados a que muchas multinacionales recurran a un tipo de publicidad con matices emotivos y simbólicos con el fin de conectar con su público de una forma especial y no dejar indiferente a nadie. Porque al fin y al cabo, de eso mismo se trata, de establecer una cierta empatía aunque sea a través de un televisor.

Anuncios
Anuncios

Esta vez ha sido de la mano de Samsung con la colaboración de la agencia de publicidad de Leo Burnett, quienes han hecho un gran esfuerzo para darle una gran sorpresa a un joven de Estambul.

El protagonista de esta enternecedora historia se llama Muharrem. Padece una discapacidad auditiva y esto en ocasiones le ha supuesto una desventaja para comunicarse con los vecinos de su barrio. En muchas situaciones de la vida cotidiana se veía obligado a necesitar la ayuda de su hermana para poder y hacerse entender porque aunque parezca extraño, la sociedad le pone muchas barreras a personas que como él sufren esta discapacidad.

Muharrem, un joven emocionado gracias a Samsung
Muharrem, un joven emocionado gracias a Samsung

El hecho tan simple de llamar por teléfono a un amigo para una persona con este tipo de discapacidad se convierte en un impedimento a la hora de relacionarse con los demás. Es en este punto donde entra el papel de la compañía de teléfonos móviles Samsung, quién ha decidido hacerle sentir uno más y hacerle participar en su campaña publicitaria para comercializar el primer teléfono móvil para personas con problemas auditivos.

En primer lugar, reunieron a todos los vecinos de la zona, les enseñaron el lenguaje de signos y montaron una coreografía para que todos ellos pudieran interactuar con él de forma consecutiva.

Anuncios

Entonces, sin saber que iba a vivir uno de los momentos más inolvidables de su vida, Muharrem salió a dar un paseo con su hermana y de repente el joven empezó a notar un comportamiento diferente por parte de sus vecinos. Todo el mundo se dirigía a él mediante la lengua de signos, el panadero, el taxista,etc. Su hermana, como si no supiera nada le preguntaba ¿Qué pasa?¿Los conoces?. Todo esto hizo de ese día, un día normal para el joven, es decir, lo que para nosotros pasa tan inadvertido como el hecho de interactuar con los demás, para él es un muro invisible contra el cual tiene que toparse a diario.

Sin duda esta iniciativa de Samsung sobre el nuevo centro de vídeo-llamadas para personas con discapacidad auditiva supone un gran paso eliminar este tipo de barreras que todavía hoy persisten en la sociedad.

Haz clic para leer más