Después de cinco programas, y una boda y una Luna de Miel mediante, los matrimonios nacidos en el programa de Antena 3 Casados a Primera Vista están a punto de sumar su primer mes como nueva pareja oficial, de hecho y por derecho.

Algo que contrasta con el hecho de que ninguno de estos matrimonios, al menos en relación a lo que hemos podido venir observando en los cuatro primeros programadas, haya decidido consumar el matrimonio, como era de esperar por otro lado.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Televisión

Y es que salvo la pareja formada por Verónica y Enrique, a la que cada día se les ve más unidos, especialmente tras pasar su Luna de Miel en Los Ángeles y demostrarse que son prácticamente el uno para otro, el resto de matrimonios están tenido más que muchos problemas para entenderse.



En el caso de Toñi y Laurent, esta falta de entendimiento es literal.

El fuerte acento del belga y la falta de ganas de su mujer para entender lo que el empresario quiere decir en cada momento está llevando a un problema de falta de comunicación alarmante en una pareja en la que ambos parecen ser el día y la noche.



Una situación que también está atravesando Laura y Mariano. Tras confirmar en los primeros días de su Luna de Miel en México que son polos opuestos, la continuidad de esta pareja parece tener los días contados, toda vez han decidido no hablarse y mostrado una incompatibilidad de caracteres manifiesta.



En cuanto a Salva y Gloria, más de lo mismo. En sus días de "amor" en Roma, ambos han llegado a confirmarse que, tras la experiencia, esperan seguir siendo amigos, siendo este el listón más alto que ambos tienen, al no haber saltado la chispa en el primer mes juntos.



En el quinto programa, que tendrá lugar esta noche a las 22.30 horas, quién sabe si, finalmente, podemos ver la primera consumación de la mano de Vero y Kike.

Vídeos destacados del día

Después de haber estado esperado mucho tiempo, Verónica ya tiene ganas de 'juerga' y piensa decírselo a Enrique. Habrá que ver si esto es suficiente como para espolear al bueno de Kike y que ambos nos regalen el primer 'edredoning' del programa.