Víctor Sandoval de nuevo ha entrado al confesionario con el objetivo de abandonar el Reality porque no aguanta los "insultos" de su compañero Coman. Lejos de hacerlo, el ex de Nacho Polo le ha declarado la guerra a su compañero. En la casa ha cambiado los papeles y algunos de los que estaban en el infierno se fueron al cielo y viceversa, lo que ha provocado que a Víctor le tocará el infierno, y si el lugar es muy duro para él, más aún es el hecho de compartir un espacio reducido con Coman, quien se ha convertido en su enemigo número dentro de la casa.

Ahora mismo en el infierno de la casa de Guadalix se encuentran Aguasantas, Víctor y Coman, lo que ha hecho que salten chispas entre los concursantes masculinos.

Desde que entraron a la casa que no se llevan nada bien, y siempre han tenido la pica el uno con el otro. Además de que Víctor se posicionó a favor de Belén Esteban cuando la colaboradora de Sálvame se enfrentó a Olvido Hormigos, y Coman se puso del lado de la concejala.

Ayer por la noche Jordi González paró el "Debate de Gran Hermano" para anunciar que Víctor estaba en el confesionario y que abandonaba. El conductor de la gala no tuvo más que sonreír, y anunciar que "normalmente todos los días a esta hora Víctor suele abandonar".

Así quedó todo en otra llamada de atención de parte del ex marido de Nacho Polo, quien no abandonó pero sí declaró la guerra a Coman. Según él Coman le había faltado el respeto como tantas otras veces y él ya estaba cansado. Según Víctor el no entró al reality para que alguien Coman lo insultara y menos en el nivel bajo que lo hace el concursante.

Vídeos destacados del día

También le recordó al super que por un día que él lo insultó le llamaron la atención, pero por todos los días que llevan Coman insultando no le han dicho nada.

En medio del "desahogo" que estaba realizando Víctor en el confesionario, Belén e Ylenia intentaron relajarlo. Pero Víctor siguió en sus trece y explicó que todo ese "maltrato" lo llevaba a abandonar de manera inmediata la casa ante todos los espectadores de la gala. También aclaró que para nada quería acaparar el protagonismo de la misma. Claro que no, porque iba a esperar, el momento era el justo cuando toda la audiencia de GH VIP estaba mirando el debate.

Sandoval aseguró que lo había provocado todo el día y que no puede ni trabajar ni vivir con él. Y terminó diciendo que al final " es que me voy a a dar de hostias con él". En cuestión Víctor se sintió muy enfadado por el hecho que se ha metido con su calvicie, algo que para él ya es bastante difícil de sobrellevar como para que encima se burle alguien más. Además lo llamó viejo, y eso fue la gota que colmó el vaso, ya que Víctor recordó que así lo llamaban los amantes de su marido. Finalmente Víctor sigue concursando pero aclaró muy bien que no puede convivir con alguien que no se lava ni los pantalones y que huele fatal.