Como cada sábado, pudimos ver la tertulia televisiva de 'La Sexta Noche', en una semana en la que el ambiente político ha estado muy revuelto, tanto por la noticia de que Tania Sánchez abandonaba definitivamente Izquierda Unida; como por el polémico asunto del integrante de Podemos, Juan Carlos Monedero y sus cuentas con la Hacienda pública.

Tania Sánchez estuvo presente en la tertulia, expuesta a las preguntas y a las continuas acusaciones que, el tertuliano, Eduardo Inda, repite cada sábado sin excepción.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Podemos

Esta vez, al tener enfrente a la ex militante de IU, Inda dio rienda suelta a su verborrea habitual, ya que según él, el Ayuntamiento en el que Sánchez trabajaba le otorgó a familiares de ésta, varias obras públicas por valor de 1.400.000 euros y lo calificó como una auténtica "golfería". Inda aseguraba también que, en realidad, la marcha de Sánchez de IU, se debe a que "la gente honrada de su formación ha pedido que se vaya".

La política dejó claro que las acusaciones de Eduardo Inda, son completamente falsas y que resultaba cargante que el tertuliano siguiera mintiendo constantemente sobre algo que no se ha molestado en investigar.

Tania Sánchez repitió que "su familia no se ha beneficiado de ningún dinero público" y que los datos están ahí para que puedan comprobarse ya que según la política "el Ayuntamiento no se ha gastado ni un solo euro en algo distinto a los servicios públicos". "Las adjudicaciones siempre se realizan siguiendo procedimientos técnicos" aseguraba Sánchez ante las mofas del tertuliano ya que según él, las adjudicaciones "se realizan a dedo". La ex militante de IU retó entonces a Eduardo Inda a aportar alguna prueba de las acusaciones que realiza programa tras programa, provocando el hastío de la audiencia y de sus contertulios.

Vídeos destacados del día

Acerca de la reciente salida de Tania Sánchez de su partido, Izquierda Unida, la política aseguraba que ninguno de los dirigentes de IU puede sorprenderse de cómo se han desarrollado los acontecimientos, después de que hayan intentado bloquear por todos los medios a la persona que había ganado las primarias y recibía el apoyo de la militancia.

Se ha acusado a Sánchez, de ser oportunista y de querer aprovechar el "tirón mediático" del partido que lidera su pareja sentimental, Pablo Iglesias, ya que Izquierda Unida ha quedado muy tocada después de la irrupción de Podemos como nueva fuerza política. Según ella, esto no tiene sentido, pues "es absurdo pensar que se habría presentado a unas primarias internas con el fin de abandonarlas" y que en realidad, "es la cúpula del partido en Madrid, la que ha tomado decisiones autoritarias sin respetar a las bases".

La salida de Tania Sánchez era de esperar ante la inamovilidad del partido, "no se tomaban las decisiones que debían tomarse". La sorpresa que su abandono haya podido producir dentro de la formación no ha sido tal, pues era "algo que ya se veía venir".