Frank Cuesta, el mayor aventurero del siglo XXI, sigue esperando a que Yuyee salga de la cárcel. Como él mismo ha asegurado, se siente "secuestrado" en el país tailandés. Ya han pasado ocho meses desde que la madre de sus hijos ingresara en prisión acusada de narcotráfico.

Anuncios
Anuncios

Él, no obstante, trata de mantenerse positivo, y ya está haciendo planes para el momento en que la mujer salga de la cárcel.

Tal y como ha querido mostrar, está totalmente convencido en traerse a toda su familia a España, y aquí logrará que todos aprendan mejor español, y "luego ya se verá". No obstante, para lograr todos estos propósitos tendría que sacrificar, al menos temporalmente, su carrera profesional. De esta manera, tendría que verse obligado a aparcar la tercera temporada de Wild Frank, que en este caso se llevará cabo en Asia.

Todos deberíamos amar a los animales como Frank
Todos deberíamos amar a los animales como Frank

Él, sin embargo, no se muestra preocupado, y piensa que cualquier persona podría quitarle el puesto en cualquier momento, ya que no es el joven que era antaño.

Su principal salida profesional podría estar enfocada en ser entrenador de tenis, profesión en la que trabajaba antes de que se le ofreciera la excepcional aventura en la que se embarcó. Según ha afirmado Frank, ha tenido que pagar un precio muy alto por la vida que ha estado llevando todos estos años: la condena de su exmujer, cuyo quinto recurso para ponerla en libertad ha sido igualmente tumbado.

Anuncios

Incluso ha acudido al Rey en tres ocasiones a lo largo de estos meses, mandándole cartas para saber si le puede ayudar. Él de momento tiene como principal ocupación cuidar de sus hijos, de los cuales se siente tremendamente orgulloso, asegurando que están recibiendo una educación en plena naturaleza que muchos niños jamás conocerán.

Además, se muestra en contra de los deberes, y considera que un niño, después de pasar 7 horas en el colegio, no debe tener tarea para casa, razón por la que ha prohibido a los profesores que se las pongan a sus hijos.

Si se les ocurre ponerles algo, los hace el mismo en 10 minutos y se les lleva por ahí.

Haz clic para leer más