2

Luli está sometida a continuas agresiones de parte de sus compañeras de encierro. Más aún desde el regreso de Oriana al Reality quien no la ha dejado en paz desde que volvió a entrar al concurso. La ex de Tony vino a por todas y así lo demostró desde el momento que traspasó la puerta. El regreso de la ex de Tony prometía mucho y no ha fallado, los enfrentamientos son a cada momento. La venezolana se la pasa gritando y diciéndole de todo a Nicole junto con su amiga. La pobre Luli, a pesar de estar muy afectada, sigue aguantando, por el momento, hay que aclarar que ella tampoco es una santa, pero el continuo acoso que está sufriendo se está convirtiendo para ella en insoportable.

Toda la casa está cansada de sus discusiones, y consideran a Nicole una desquiciada, porque ella acusa a todas las demás de los problemas que tienen en la casa. De hecho cuando acusó a Oriana por cortarle el pelo todos sus compañeros de encierro la trataron de loca, porque la cadena mostró como Luli ponía las tijeras cerca de Oriana. Pero en realidad luego se ha confirmado que están las imágenes en las que se demuestren que realmente Nicole tenía razón y por la noche mientras dormía le habían cortado el pelo.

En esta discusión, como tantas otras, Oriana estaba gritándole a Nicole y ella, en medio de la misma, como ya no sabía cómo refutar decidió darle dos buenas razones a Oriana. Ni lerda ni perezosa se abrió la cremallera del top y le mostró los dos pechos. En vez de seguir atacándola con palabras decidió hacerlo con hechos.

Vídeos destacados del día

La cara de Oriana fue un espectáculo, pero Nicole logra dejar sin palabras a la venezolana por primera vez. Oriana puso cara de asco y sacó la lengua. Esto acabó por el momento con la guerra que mantienen ambas concursantes. Luego de tal ataque, Oriana no se quedó tranquila y enseguida apartó a Luli, quien cayó al suelo diciendo que la había agredido.

Por supuesto, nadie dio crédito a que la había agredido, ya que estaban todas las chicas y conociendo a Luli para nada creían que la ex del italiano le hubiera hecho algo. Lo que sí subió esta discusión fue la tensión del ambiente, la cual terminó con la decisión de Tony de darse un tiempo en su relación porque el italiano siente que su novia no le escucha, que está totalmente ocupada peleando con las otras concursantes. Después de este hecho, que ha sido la gota que colmó el vaso, Luli al sentirse totalmente sola abandona el reality debido a una gran depresión que la lleva a hospitalizarse en un centro especializado.