La familia Spears ha vuelto a hacerse eco en las noticias debido a un escándalo, pero esta vez la causante ha sido Jamie Lynn, de 23 años, conocida como la hermana menor de Britney Spears, aunque también es conocida en el mundo del espectáculo por ser actriz, habiendo protagonizado diversas series como Zoey 101, que fue la que más éxito tuvo. Y es que estos días es el centro de atención ya que protagonizó una pelea la última semana de diciembre. La historia empieza de esta manera: Jamie estaba en un restaurante del Estado de Luisiana, en Estados Unidos, con su amiga, cuando una mujer trató agredirla a ella y a la otra joven empleando una botella, por lo que la hermana de “la princesa del pop” cogió un cuchillo con el que trató de hacer frente a la presunta agresora.

Primeramente, la mujer empujó a su amiga contra una estantería de madera que habría en el lugar. Por esta razón que se narra, la actriz trató de poner a salvo a su compañera y a ella misma y, para ello, cogió un cuchillo con la intención de poder defenderse y hacerle frente. No obstante, no llegó a pasar nada, nadie salió herido y todo terminó bien finalmente para la actriz y su amiga, quien decidió no presentar cargos contra la mujer y pasar todo por alto.

Para aquellos que no conozcan bien a Jamie Lynn Spears, esta contrajo matrimonio en Nueva Orleans el pasado marzo de 2014 con Jamie Watson, de 32 años, un hombre dedicado a los negocios y poco conocido en el mundo de los famosos. Este día tan especial para la pareja, asistió la hija de la actriz, Maddie, que nació cuando la actriz solo tenía 17 años.

Vídeos destacados del día

Y es que después su gran éxito en la serie “Zoey 101” y de dar a luz se alejó de las cámaras para cuidar de su hija.

Desde entonces, su carrera no paró de ir en picado, aunque hace unos pocos años, en el 2011, su vida cambió completamente y decidió ser cantante country, para lo cual decidió mudarse a Nashville. Por lo tanto, solo cabe esperar a ver cuál será la próxima noticia de esta familia que, de una manera o de otra, siempre está en boca de la prensa.