Estas Navidades pudimos ver que Kaley Cuoco, la actriz famosa por su papel de Penny en "The Big Bang Theory", se había operado la nariz. Fue su marido, Ryan Sweeting, el que subió algunas fotos a las redes sociales, en las que la actriz aparecía en el hospital con un apósito bajo su nariz. Ryan también dejó claro que su mujer no se había realizado la operación por estética, sino que atendía a razones puramente médicas, en este caso para solucionar un problema de sinusitis crónica.

Kaley intentó también acallar los rumores y dejó  bien claro en la cuenta de Instagram de su marido que la cirugía se debía a motivos médicos.

"Para todos aquellos que están por ahí y odian, y odiarán y odiarán sin saber por qué, permítanme informarles que no he sido capaz de respirar por la nariz como un ser humano normal en años", colgó la actriz. También comentó que esta operación le había cambiado la vida, y que si se retocase la nariz con fines estéticos, lo gritaría a los cuatro vientos.

Ahora la actriz se ha sincerado en Ellen Show, el programa de Ellen DeGeneres, donde ha explicado el verdadero motivo por el que tuvo que pasar por el quirófano.

Kaley afirmó haber sido adicta a los sprays nasales durante mucho tiempo, como el Afrin, y comentó que llegó un momento en el que cuando se lo aplicaba no era suficiente, por lo que dañó gravemente sus senos nasales y tuvo que operarse. También explicó que la operación fue muy dolorosa, la peor por la que había pasado en su vida, aunque también bromeó diciendo que era extraño que nunca la hubieran "pillado" esnifando Afrin en algún evento, en los que solía agacharse para utilizarlo.

Lo cierto es que los sprays nasales ayudan rápidamente a combatir la congestión nasal, y por eso mucha gente se habitúa a utilizarlo de forma regular.

¿Piensas perderte estas noticias?
Pincha en el botón de abajo para mantenerte actualizado sobre las noticias que no te puedes perder, tan pronto como ocurran.
Televisión

Pero el uso continuado puede llevar a una dependencia del mismo, debido a que el efecto cada vez dura menos y se necesita utilizarlo con más frecuencia, y sobre todo debido al famoso "efecto rebote"; es decir, la congestión nasal empeora cuando dejas de usar el spray. Se trata, por tanto, de una necesidad física más que de una adicción psicológica.

Kaley Cuoco zanja así el tema de su operación con estas declaraciones para evitar que se siga especulando con los motivos de su operación. La actriz también ha tenido palabras para agradecer a su marido, quien siempre ha estado ahí para cuidarla.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más