Si hablamos de periodismo competente, a ella se la tiene que citar entre los primeros ejemplos a seguir: Susana Griso, nacida en Barcelona el 8 de octubre de 1969, no solo representa a lo mejor de la profesión, sino que la personifica. Inició su carrera en Catalunya Radio, y posteriormente se sumó a TVE, en la que cubrió para toda España el entierro de Lady Di y la boda de la Infanta Cristina e Iñaki Urdangarín, antes de comenzar a presentar, en el año 2006, el programa Espejo público en las mañanas de Antena 3, un espacio que cubre la actualidad con reporteros en la calle y colaboradores en el plató para ir desgranando y comentando las últimas horas.

Anuncios
Anuncios

Competencia directa con la mediática Ana Rosa Quintana en el programa que lleva su nombre y es líder de audiencia en Tele 5 y en la fanja horaria en que se emite, Susana también cuenta con un nutrido grupo de espectadores fieles a su periodismo incisivo. Nada escapa a su excepcional manera de llevar a cabo las entrevistas, o de moderar las mesas de debate. Siempre está en su sitio y, sin necesidad de alterarse, no deja puntos por esclarecer si algo se ha quedado en el aire, ni pregunta sin hacer o sin repetir si esta no ha recibido satisfactoria respuesta.

La periodista Susana Griso
La periodista Susana Griso

Tras ver uno de sus programas, cualquiera puede apreciar que deja claro que su aspecto de mujer delicada no es incompatible con el caudal de fuerza y energía que desprende a cada minuto que realiza su trabajo.

Y todo ello sin apartar por un momento su simpatía de la pantalla, transmitiendo continuamente que además de tratarse de una periodista por cuyas venas corre talento a raudales, sabe obtener la información que desprenda la noticia a base de humanidad y comprensión.

Anuncios

Saber escuchar, saber esperar por la respuesta, ponerse en la piel del otro y entender su posición son particularidades que Susana tiene dominadas a la hora de ejercer el mejor periodismo, y por ello despierta aún más la admiración de sus seguidores y de quienes por casualidad, y para bien, la descubren haciendo un zapping o yendo en busca de la información más fiable conseguida a partir del máximo rigor posible.

Haz clic para leer más