Todos recordamos la sorpresa, en el mes de octubre de 2014, al ver a Renée Zellwegger con una cara totalmente irreconocible por los retoques del quirófano. La misma emoción, en los últimos días, fue causada por unas fotos de la cantante estadounidense Anastacia, que se mostraba con un rostro muy raro; los labios y la cara que parecían hinchadas, quizás por una operación estética o por un exceso de bótox. El pasado fin de semana, Anastacia estaba actuando en la ciudad italiana de Padua en una etapa de su "Resurrection Tour", y los fotógrafos la pillaron así: las fotos ya se han hecho virales en todo el mundo.

¿Qué ha pasado realmente? En las últimas horas, Anastacia ha desmentido todos estos rumores con un comentario en su perfil de Twitter.

La cantante, con ironía, muestra a los fans y a todo el mundo que su cara sigue igual que siempre, y escribe (traducimos): "Partiéndome el culo de risa: 'Bild' necesita una mejor persona dedicada al photoshop". Bild ha sido la primera revista que compartió las fotos y que lanzó este rumor. Probablemente se trató de una mueca, sin duda alguna muy extraña, para calentar la voz antes del concierto.

Anastacia es una de las cantantes más famosas y amadas en todo el mundo, gracias a su característico y peculiar timbre vocal (es conocida como "la blanca con voz de negra"). Hizo su debut discográfico en el año 1999, con su primer álbum Not That Kind. Entre sus canciones más famosas recordamos Left Outside Alone, I'm outta love, Paid my dues, One day in your life, Welcome to my truth. En 2013 venció un cáncer de pecho tras una mastectomía.

Vídeos destacados del día

Esta etapa de su vida la ha hecho cambiar totalmente.

Después de la enfermedad ha creado, junto a The Breast Cancer Research Foundation, un fondo llamado Anastacia Fund para ayudar a la detección del cáncer de mama en mujeres jóvenes como ella. Ahora Anastacia está promocionando su nuevo album "Resurrection" con un tour mundial, y en estos días está girando en varias ciudad de Italia, donde fueron sacadas las fotos de las que hablamos.