Hugh Jackman ha tenido que ser operado por tercera vez de su Cáncer de piel. En noviembre de 2013 el actor australiano comunicó que padecía un basalioma o carcinoma de células basales en la nariz, la forma más común y leve de cáncer de piel. Aunque al tratarse de un tipo de cáncer leve no supone un riesgo mortal, Hugh decidió recibir el tratamiento adecuado para intentar eliminarlo.

Desde que se le detectó, el actor ha pasado tres veces por el quirófano. La primera vez en noviembre de 2013, la segunda en mayo y la última hace tan sólo unos días. Según ha confirmado su representante, todo ha ido bien y el actor se encuentra en perfecto estado.

Fue se mujer, Deborra-Lee Furness quien le dijo a Jackman que se hiciera una revisión de una marca que tenía en la nariz. Por su puesto, su mujer tenía razón. Así, en las redes sociales advertía a sus seguidores que no fueran tan tontos como él, que había que ir al médico y usar protección solar. Hace unas horas publicaba en Instagram una imagen de crema solar para promocionar su uso.

Algo parecido sucedió cuando hace un año desveló su dolencia. Anunció su problema publicando una imagen suya con la nariz vendada y un mensaje que decía "¡Usad protección solar!". Se había extirpado esa mancha que resultó ser un carcinoma de células basales. La forma más común para tratar este tipo de cáncer de piel es la cirugía, pues aunque es muy difícil que se expanda a otras partes del cuerpo, puede desfigurar o dañar el tejido colindante.

Vídeos destacados del día

Él mismo declaró que siendo realista, era probable que fuera a tener muchos más, lo cual no es extraño puesto que el actor nació en Australia, donde nadie le dijo nunca que se pusiera crema solar. Pero la buena noticia es que se puede prevenir, y por eso ahora aboga por el uso de la protección solar a los cuatro vientos. Aunque no se han facilitado más detalles sobre la enfermedad, parece que las intervenciones han salido bien. Esperemos que el actor se recupere pronto y no tenga que volver a pasar por el quirófano.