La serie más premiada de los premios Bafta 2014 llega esta noche a la televisión española de la mano de Antena 3. El primer capítulo de 'Broadchurch', una serie emitida el año pasado por la cadena ITV, se emite en horario de prime time después de pasar varios meses en los cajones de la dirección del canal de Planeta esperando el momento oportuno para su estreno. La serie engancha al espectador por la verosimilitud de sus personajes, que se verán envueltos en una trama de misterio que, lejos de quedarse en un simple caso policial, desentrañará poco a poco una madeja de subtramas protagonizadas por personas corrientes que bien podrían vivir en cualquier pueblo de Europa o Estados Unidos y no en Broadchurch, una pequeña localidad costera y turística del sur de Inglaterra.

Anuncios
Anuncios

La serie arranca con la aparición en la playa de Broadchurch del cadáver de David Latimer, un muchacho de 11 años de edad muerto en extrañas circunstancias. La detective local Ellie Miller es la encargada de llevar el caso, pero pronto aparece el detective Alec Hardin, enviado al lugar para ayudarla y que generará tensiones en la pareja al inicio del caso. La trama principal de la serie discurre a través de la investigación del culpable y las circunstancias del crimen, pero las pequeñas dimensiones de la localidad costera hacen que un suceso de estas características no quede reducido a la familia y a la policía, sino que salpique, de un modo u otro, a toda la comunidad.

Ahí es donde la serie crece exponencialmente, al tratar, de manera absolutamente verosímil y real temas como la pederastia, los prejuicios o la temida prensa amarilla británica, entre otros.

Los personajes de Ellie Miller y Alec Hardin crecen en cada capítulo, desentrañando un oscuro pasado, un presente marcado por su trabajo y su vida personal y un futuro incierto que no se cierra con el transcurso de la trama. Además, la comunidad notará el impacto brutal del crimen tanto en la reducción de turistas que acuden al enclave, como en una serie de viejas y truculentas historias que se habían mantenido ocultas hasta entonces.

Anuncios

El ritmo de la narración, pausado y contundente, hace que la historia crezca en cada uno de los ocho episodios que forman la serie hasta componer un cuadro de personajes redondos, completamente alejados del maniqueísmo y los estereotipos, con pecados y secretos que les confieren ese realismo que atrapa al espectador.

La serie, emitida por la ITV el año pasado, tuvo un seguimiento de 9 millones de espectadores de media en cada episodio, alcanzando los 10,5 millones en su desenlace.

En los premios Bafta entregados el pasado mes de mayo, se llevó el galardón al mejor drama, a la mejor actriz protagonista para Olivia Colman (detective Ellie Miller) y al mejor actor secundario para David Tennant (detective Alec Hardy).

Haz clic para leer más