Hace unos meses salieron a la palestra dos subastas en las que se pujaba por un papel en el nuevo libro de la saca de Canción de Hielo y Fuego (un personaje llevaría el nombre del ganador o de quién este desease), aderezada por una muerte horrible de dicho personaje. La puja inicial sería de 20.000$. Estas subastas estaban pensadas, entre otras causas, para contribuir a la conservación de los lobos en un santuario para estos Animales.

Lo que en un principio sería una pequeña aportación para un proyecto mayor que necesitaría de otras iniciativas que aportaran fondos a esta noble causa ha acabado por sobrepasar con creces cualquier expectativa y ya ha superado los 450.000$.

Anuncios
Anuncios

Ambos mártires ya han sido elegidos (entre ellos un trabajador de Facebook) y la subasta está cerrada. En principio esto es el final de la historia. Sin embargo un joven fan británico la ha devuelto a la actualidad con una historia que hace que veamos esta saga con renovados ojos.

Un joven de apenas 13 años escribió a Martin para hablarle de su deseo de salvar a los lobos, su animal favorito, y su intención de dedicarse a su conservación cuando llegase a la edad adulta. También se ofreció a entregar el poco dinero que tenía (153£, unos 260$) para la causa.

A cambio, rogaba a Martin que por favor creara a un personaje al que matase de alguna forma horrenda.

Conmovido por amor por los lobos tan profundo y un deseo tan sincero de ayudar, Martin respondió a su joven fan que su carta le había conmovido y pero no podía prometerle una muerte horrible en su siguiente libro. Los pocos puestos disponibles para muertes horribles ya estaban copados por los muy generosos donantes de la puja oficial e incluso él tenía un límite al número de muertes horribles que podía meter en un solo libro.

Anuncios

Sin embargo, su ejemplo le había decidido a hacer una donación para una organización de conservación de estos animales británica por un montante de 10.000$. Además expresó su deseo de que ese amor por los animales hiciera que otros muchos siguieran el ejemplo de este joven.

En ocasiones solo se necesita la fe de un niño para que incluso un asesino en masa como Martin muestre que también tiene su corazoncito. Hoy Martin se ha vuelto un poco mas grande de lo que ya era.

Haz clic para leer más