Casi todas las mujeres y hombres han tenido alguna vez VPH (virus del papiloma humano) sin que lo supieran, incluso quienes no han presentado arrugas, con normalidad se erradica por el cuerpo, según las investigaciones más de setenta por ciento de las mujeres activas sexualmente adquieren este virus. En mayor parte las verrugas que se causan por el virus del papiloma humano son temporales, y se curan sin hacer ningún tratamiento en el periodo de un año.

Pese a ello, algunas de las mujeres que presentan infecciones elevan el riesgo de padecer cáncer de cuello uterino, pero ¿cómo saber quien fue la persona que te contagió? Éste virus puede permanecer silencioso durante muchos años, la aparición no significa que tu pareja sea quien tenga la culpa y menos que haya sido infiel, puede que te hayas infectado hace muchos años y sin presentar síntomas.

Hasta hace poco se necesitaba mirar muestras del cuello uterino en el microscopio, pero ahora se puede hacer un examen sanguíneo que detecta los tipos de VPH que ocasionan cáncer. Los tipos de virus del papiloma humano que provocan verrugas genitales son diferentes a los que cusan cáncer uterino, pero si son frecuentes las infecciones con muchos y diversos tipos de VPH, tan solo las mujeres que presenten los tipos dieciséis y dieciocho que provocan cáncer tienen que hacerse la citología con el fin de determinar si presentan lesiones precancerosas.

¿Qué tratamiento es recomendable para las verrugas de este virus? Ya que no se transforman en cáncer y pueden desvanecerse sin tratamiento, tu ginecólogo puede eliminarlas, pese a que a veces pueden aparecer nuevamente, en los hombres puede no haber síntomas pero si pueden transmitirlo en las relaciones sexuales.

Vídeos destacados del día

¿Cómo se puede prevenir el cáncer de cuello uterino entonces? La citología tiene que hacerse cada dos años con el fin de detectar lesiones que sean precancerosas tempranamente, ya que el desarrollo tarda más de diez años, y con tres citologías sean normales pueden hacerse entonces cada tres años, quienes pasen los sesenta y cinco años o que se hayan hecho una histerectomía cuyas tres citologías sean normales pueden ya no hacer el examen completo.

La vacuna del virus del papiloma humano protege contra dos tipos de virus que son los que causan cáncer cervical y los dos tipos que provocan verrugas en los genitales, ésta vacuna es muy útil en las mujeres que aún no han mantenido relaciones sexuales, ya que no da beneficios a quienes ya se encuentren infectados.