Rodearse de un buen equipo sanitario es fundamental en un primer contacto con la diabetes: endocrinos, enfermeros, educadores, etcétera. Serán tu primer apoyo cuando te diagnostican esta enfermedad. Es necesario asimilarla y para ello es básico estar arropado por personas aptas y formadas en la materia.

Tras esto, es recomendable ponerse en contacto con asociaciones de personas con diabetes. “Cuando yo debuté con 17 años, lo primero que hice fue inscribirme en una asociación de diabéticos; son quienes más te pueden ayudar pues han pasado por esta enfermedad, están ahí y es una enfermedad crónica. Si te hundes en ti mismo y no te rodeas de estos profesionales, te sientes muy perdido”, explica Elena Sereno Deudero.

Sereno, además de llevar más de una década con la enfermedad, es un referente en las redes sociales en cuanto a este tema, pues a través de su página  e Instagram (Eurekilla) da consejos a otras personas que están en su misma situación. “Las redes sociales y el poder contar con este tipo de información es esencial”, explica Sereno, que detalla que ya también se pueden hacer cursos online al respecto. #Enfermedades