Este año se prevén cerca de 200 casos importados del mosquito Zika en España. Así lo aseguró Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Salud. El mundo está cada vez más globalizado. Hay un intercambio continuo de personas y mercancías que hacen muy difícil evitar este tipo de contagios. Esta gran internacionalización junto con el aumento de las temperaturas está jugando un papel importante en el desarrollo de este mosquito, y su adaptación a otro tipo de ambientes. Se prevé un mayor número de afectados sobre todo en los meses de verano ya que es cuando la gente viaja más.

En España actualmente no existe este tipo de mosquito pero sí se encuentra el comúnmente conocido como Tigre.

Sobre todo en la cuenca mediterránea. Por este motivo se iniciaron unos protocolos de vigilancia en diversas comunidades para evitar la presencia del Chikungunya o Dengue. La principal misión de estos protocolos es eliminar la posibilidad de casos autóctonos en nuestro país. Para controlar el Zika, por ahora, solamente hay que continuar aplicando estas medidas de seguridad.

Aun así, se están extremando la vigilancia tanto en los aeropuertos como en los puertos marítimos. Estas medidas se resumen básicamente en la captura de los mosquitos adultos y en el análisis de los posibles huevos que puede haber puesto. Mediante trampas se observa si existen huevos o si tiene crías. En caso afirmativo se utilizan larbicidas. A fecha de hoy no se ha detectado ningún mosquito Zika, según afirma Simón.

Vídeos destacados del día

Al igual que tampoco se han encontrado ningún caso autóctono. Los únicos casos que están confirmados son el de Murcia y Valladolid. Pero no hay porqué preocuparse ya que éstos han sido importados, es decir, las personas han viajado a las zonas de riesgo, no ha habido contagio en España.

Ayer se confirmó en Dallas un paciente que ha sido infectado por transmisión sexual según declaró el departamento de Salud de Dallas. Esto añade una nueva variable en la lucha contra el mosquito que transmite el Zika. Aunque esta vía de contagio no es la que más preocupa ahora a los expertos ya que la más común es por contacto directo con el mosquito.

Hay que recordar que el Zika, “no es una enfermedad grave”, declara Simón. Son las embarazadas las que deben de extremas sus precauciones y no viajar a los países dónde existe una mayor posibilidad de contagio. #Enfermedades