A principios del siglo XX, Joseph Pilates, con apenas 20 años de edad, intentaba superar sus problemas de asma y reuma con diversas prácticas tales como el yoga, la gimnasia y la meditación zen. Años después, en la treintena, se trasladó a Gran Bretaña para trabajar como artista en un circo, como boxeador o impartiendo clases de defensa personal para el mismísimo Scotland Yard. Durante la I Guerra Mundial , desarrolló su propio entrenamiento, a la vez que se lo enseñaba a sus compañeros mientras eran prisioneros. Desde entonces y hasta su muerte fue perfeccionando su entrenamiento, esta vez en Estados Unidos, adonde llegó junto a su esposa, resultando ser un entrenamiento muy eficaz y novedoso para su época

El pilates consiste en una fusión de gimnasia tradicional y fisioterapia, teniendo varias semejanzas respecto al yoga, siendo un entrenamiento que desarrolla por igual concentración, fuerza y movilidad..

Su objetivo principal es estabilizar el centro del cuerpo y fortalecer los músculos del abdomen y espalda. Los movimientos se hacen de forma controlada y en una máxima concentración, con lo que la ejecución de cada movimiento  debe hacerse con una importancia básica.

Lo que busca es proporcionar fuerza, elasticidad y control sobre el cuerpo mediante el movimiento, pero para ello no requiere de grandes o agotadores ejercicios. Además, ayuda a reducir el riesgo de lesiones en las articulaciones y es recomendado para los que sufren en la espalda, pero siempre con un entrenador asesorándonos en todo momento.

Aparte de sus principios básicos, el método Pilates parte del denominado "powerhouse", el centro de toda la energía de nuestro cuerpo, formado por los músculos abdominales, lumbares y glúteos.

Vídeos destacados del día

Con ello, este sistema de entrenamiento es muy indicado para corregir la postura del cuerpo mediante estructuras óseas tan principales como nuestra columna vertebral o la pelvis.

Con el método Pilates lograrás quemar grasas, pero su objetivo principal no reside en perder peso. Lo que busca es modificar nuestra masa muscular, a la vez que la postura corporal. Está también indicado para dejar aparcado nuestro estrés y sus consecuencias, como las contracturas en determinados músculos. Mediante este método lograremos quitarnos de esa tensión y rigidez, sintiéndonos mucho mejor.