En invierno es frecuente notar la piel más seca o agrietada, esto es debido al frío. El aire frío transporta muy poca agua y al calentarse tiende por ejemplo, a secar las manos. 

Es importante cuidarse bien la piel y evitar que se agriete no sólo por estética, sino además para evitar infecciones que pueden aparecer a causa de la piel agrietada. Si quieres saber cómo hidratar bien tu piel, ¡no dejes de leer!.

¿Cómo conseguir hidratar la piel con aceite de oliva?

Incluye el aceite de oliva en tu higiene diaria. Así de simple. Pero, ¿cómo? Muy sencillo, mezcla en un bote unos 2/3 de gel de ducha y completa con aceite de oliva, sólo tienes que agitar bien para que se mezclen.

Enjabónate con la mezcla y al terminar ten cuidado en cómo te secas. Evita realizar fuertes movimientos con la toalla que puedan dañar tu piel y trata de secarte con toques más suaves. Empezarás a notar la diferencia desde el primer momento.

Además, ten cuidado con las lociones de las farmacias, ya que frecuentemente contienen ingredientes que pueden provocar que el problema empeore, como alcohol y otros químicos.

Tampoco te olvides de tu cabello, el aceite de oliva también te ayudará a combatir la sequedad capilar, evitando que se te rompa tanto. Para ello, utiliza también una mascarilla que contenga aceite de oliva una vez a la semana. Debes aplicarla abundantemente, y mejor, retira el exceso de agua de tu cabello con una toalla y deja secar al aire, ya que los secadores u otros métodos pueden dañarlo.

Vídeos destacados del día

Por último, también es recomendable utilizarlo para desmaquillarte. Inclúyelo en tu rutina de belleza al final del día tras lavarte el rostro como desmaquillante, ¡ te sorprenderás!

Para que todas estas aplicaciones resulten efectivas debes ser constante en su uso, prueba a utilizarlo dos semanas seguidas, y verás unos resultados increíbles. Además, al ser un remedio tan natural y sencillo de encontrar, no te tendrás que preocupar de contraindicaciones o de gastos extras.

En definitiva, déjate sorprender por otra de las ventajas de este producto tan mediterráneo como es el aceite de oliva, y tu piel te lo agradecerá.