Hay cabellos que no importa la estación del año o el lugar donde se encuentren, sufren de un problema que nos trae a todas de cabeza: el odiado encrespamiento.

El encrespamiento, o frizz, aparece cuando el cabello se encuentra deshidratado. La queratina protectora se pierde y la cutícula se desestructura. Al faltarle agua el pelo la busca en la humedad ambiental y por eso se expande, lo que deriva en un cabello más quebradizo y se producen roturas.

Muchos son los agentes que participan en esta deshidratación capilar: nuestra propia genética, la alimentación, la utilización desmedida de secadores, rizadores o tintes, agentes dañinos en entornos acuáticos, como el cloro de las piscinas o la sal del mar y también la humedad del aire.

Este problema puede afectar a todo tipo de cabello pero los cabellos rizados son más propensos a sufrirlo.

Para ayudar a solucionarlo os aconsejamos utilizar unos sencillos trucos que han probado dar buenos resultados:

  • Procura no lavarte el pelo a diario. Utiliza champús que dejen el cabello limpio durante más tiempo y así evitaremos eliminar los aceites naturales que protegen la cutícula capilar.
  • Lava el cabello con agua tibia, nunca caliente.
  • Utiliza un champú adecuado para tu tipo de cabello y finaliza el aclarado con agua fría.
  • Hidrata bien el cabello utilizando un acondicionador antifrizz después de cada lavado.
  • No elimines la humedad del cabello con una toalla convencional, mejor con una tela de algodón, como, por ejemplo, una camiseta vieja.
  • Utiliza al menos una vez a la semana una mascarilla tratante, dejándola actuar como mínimo 30 minutos.
  • No utilices peines o cepillos metálicos que encresparán más tu cabello, debido a la electricidad estática que generan. Mejor decántate por utensilios de madera o de fibra natural.
  • En caso de utilizar secador, asegúrate de aplicar antes a tu cabello productos protectores del calor y utiliza una potencia media para el secado. Si utilizas planchas procura que sean de cerámica.
  • No utilices espumas de pelo ni productos que contengan alcohol, puesto que resecan el cabello y aumentan el encrespamiento.
  • Finaliza el ritual de peinado aplicando un serum tratante antifrizz.

   Si seguís todos estos consejos para combatir el encrespamiento podréis ver los efectos positivos en unas pocas semanas.

Vídeos destacados del día