Nunca debería de faltar espacio en la vida para poner en práctica el sentido del humor. Un sentido del humor que mejora el rendimiento profesional al aumentar los niveles de felicidad, reforzar la comunicación en el Trabajo, mejorar la empatía y relativizar las dificultades cotidianas. Sin embargo, el peso de las preocupaciones, la exigencia constante y la prisa de nuestro tiempo son claros enemigos del sentido del humor.

Las condiciones de la vida moderna plantean necesidades que no pasan desapercibidas en el mercado editorial ya que existen libros que ofrecen consejos prácticos para simplificar las complejidades de la vida moderna. La vida es fácil si sabes simplificar escrito por la coach Mar Cantero ofrece consejos prácticos y específicos para dejar de rizar el rizo en el arte de la vida para saborear la simplicidad de la existencia en su verdadera esencia y belleza. Como explica la propia autora, en ocasiones son los hábitos mentales equivocados los que se convierten en una fuente de autoboicot.

Otro libro que se ha convertido en un éxito editorial es La vida no es tan grave, un éxito literario que surgió a partir del éxito del blog de su autor Baptiste Beaulieu. Una novela en la que el autor relata restando dramatismo situaciones cotidianas de su trabajo como médico.

El sentido del humor es una necesidad vital que también tiene su espacio en el cine. El éxito de la película Perdiendo el norte muestra cómo la risa triunfa. En el contexto profesional, existen empresas que también son conscientes de lo importante que es el sentido del humor para mejorar la felicidad de los trabajadores. Por ello, los cursos de risoterapia también tienen espacio en el contexto profesional.

La risa está directamente vinculada con el bienestar personal y la salud emocional. Por ello, es positivo buscar en la rutina cotidiana espacios para la sonrisa que son básicos para reducir los niveles de estrés, potenciar el autoconocimiento y observar el lado positivo de las cosas. En un contexto de crisis económica, el optimismo es vital para alimentar la mente con creatividad.