El cannabis podría ayudar a tratar la depresión. La razón: el estrés crónico que puede conducir a comportamientos depresivos está relacionado con un nivel reducido de endocannabinoides, moléculas presentes de forma natural en el cerebro y cercanas al THC del cannabis. 

Los endocannabinoides (o cannabinoides endógenos) son compuestos químicos producidos de forma natural en el cerebro. Afectan al control motor, cognición, emociones y comportamiento. Como su nombre indica, son moléculas cercanas a las presentes en Cannabis sativa y su principio activo, el THC (delta-9-tetrahidrocannabinol).

El uso médico del cannabis es objeto de controversia y algunos países siguen siendo cautelosos sobre este tema.

Mientras que hay estados que lo han aprobado para aliviar el glaucoma, dolor, epilepsia, esclerosis múltiple y náuseas de la quimioterapia, esta estandarización terapéutica plantea preguntas. Hay a quienes les preocupa que va a llevar a algunas personas, especialmente jóvenes, a pensar que el cannabis es inofensivo para la salud.

Científicos del Instituto de Investigación de las adicciones de la Universidad de Buffalo (EE.UU.), investigaron en animales la relación entre el estrés crónico, la depresión y los endocannabinoides. El estrés crónico es una causa importante de la depresión. Sin embargo, algunas personas que han tenido un trastorno de estrés postraumático (después de un evento grave, por ejemplo) dijeron que se sintieron aliviados con la marihuana. De ahí la idea de que los cannabinoides influyen en el comportamiento depresivo.

Vídeos destacados del día

El estrés crónico reduce los endocannabinoides en el cerebro

En el estudio, publicado en la revista Journal of Neuroscience, los investigadores presentan los resultados preliminares obtenidos en animales. Como explica Samir Haj-Dahmane, autor principal de este artículo, "en los modelos animales que hemos estudiado, hemos observado que el estrés crónico reduce la producción de endocannabinoides, lo que llevó a un comportamiento depresivo" .

A partir de este trabajo, es posible que el uso de derivados de compuestos de cannabis restaure la función normal de los endocannabinoides. Por lo tanto, el estado de ánimo puede ser estabilizado y la depresión tratada parcialmente. Aunque estos resultados permiten considerar el uso terapéutico de los compuestos de cannabis para reducir la depresión como resultado de estrés crónico, todavía hay un largo camino por recorrer antes de saber si puede ser eficaz en los seres humanos. El siguiente paso es probar si el uso de cannabidiol, un extracto de cannabinoides de la marihuana, puede restaurar el comportamiento normal en los animales sin causar adicción.