Irene Montero y Pablo Iglesias, la ministra de Igualdad y el vicepresidente segundo del Gobierno se encuentran en el ojo del huracán tras un informe donde se revela que utilizan como niñera para su hija pequeña a un alto cargo de Igualdad que cobra más de 50.000 euros por desempeñar su labor.

Así lo ha revelado la propia abogada del partido morado, entregando un informe donde destaca que la exdiputada de Unidas Podemos, de nombre María Teresa Arévalo Caraballo, sería la encargada de cuidar a Aitana, la hija que la pareja tiene en común y que es la pequeña de los tres hermanos.

Un informe señala que supuestamente Montero e Iglesias usaban un alto cargo como niñera

Según dicho informe, se destacada que la exdiputada había compatibilizado su sueldo como parlamentaria de Unidas Podemos con el salario del Ministerio de Igualdad. Pese a que Caraballo no llegó a finalizar sus estudios, la política recibe un sueldo público que asciende a más de 50.000 euros y actualmente, mantiene su puesto dentro del Ministerio de Igualdad, siendo uno de los más altos de la Administración. Según fuentes próximas al partido liderado por Pablo Iglesias, estos hechos han generado enorme malestar entre las filas de la formación morada.

Las redes sociales se ensañan con Irene montero y Pablo Iglesias

El informe, que ha sido revelado por un diario digital y publicado por otros medios de comunicación de nuestro país, ha generado gran expectación e indignación entre los ciudadanos aun no estando probado, siendo el tema principal de redes sociales desde esta misma mañana cuando se publicaba la noticia.

Han sido numerosos los ciudadanos indignados con estos hechos que no han dudado en arremeter contra la Ministra de Igualdad y contra su pareja, el vicepresidente segundo del Gobierno, a quienes acusan de aprovecharse de cargos públicos para su beneficio personal.

Exigen la dimisión de sus cargos al vicepresidente segundo y la Ministra de Igualdad

Ha sido desde esta misma mañana cuando el hashtag "Irene Montero" se ha convertido en el más visto en Twitter y los comentarios contra la ministra han sido demoledores.

De hecho, muchos internautas consideran que una noticia donde una niñera cobra un sueldo público de más de 50.000 euros para cuidar de los hijos de Montero e Iglesias supondría la dimisión en cualquier país.

Otros, directamente, aseguran que sería mejor marcharse a Andorra que pagar más de 50.000 euros para que una niñera cuide de los hijos de Montero e Iglesias.

Sin duda, un aluvión de críticas que no ha pasado desapercibido pese a que los protagonistas han evitado pronunciarse hasta el momento.

Sigue la página Podemos
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!