Felipe González no ha dudado en comparar el actual Gobierno de coalición PSOE- Unidas Podemos con el “camarote de los hermanos Marx”. De esta manera, el ex-presidente socialista aumenta la tensión dentro de la coalición y recuerda la urgente necesidad de respetar todas las decisiones que se tomen en el Consejo de Ministros, ya que son colegiadas y sus debates son “secretos”. Según ha admitido el propio Felipe González ver como España está en manos de un Gobierno que parece “el camarote de los hermanos Marx” le hace sufrir.

Felipe González, que fue el primer presidente del Gobierno socialista tras la dictadura y es uno de las personalidades con más peso dentro del PSOE, ha admitido que él mismo sufre la “tensión” que se evidencia en ocasiones entre los miembros del actual Gobierno de coalición, cuando entran en una dinámica de oposición y discusión que es más parecida a un “camarote de los hermanos Marx”.

Según González, el PSOE y Unidas Podemos están entrado en la dinámica de que cuando uno propone alguna idea, el otro le dice “yo dos huevos duros más” y ese tipo de actitudes nunca le han gustado. Esta afirmación ha sido realizada en el desayuno informativo que ha sido organizado por el Forum “Nueva Economía” a través de videoconferencia.

Las diferencias en las medidas económicas entre el PSOE y Unidas Podemos son más que notables

Esta contestación fue la respuesta que dio Felipe González a una pregunta sobre las diferencias entre los dos socios que forman el actual Gobierno de coalición, Podemos y PSOE, que se han caracterizado por grandes diferencias a nivel económico, ámbito que según el propio Felipe González no son muy precisas en el caso del partido morado.

Por otro lado, González ha querido señalar la importancia de respetar las decisiones que se toman en el Consejo de Ministros, ya que son “colegiadas” y el debate alrededor de las mismas es siempre “secreto”. Ha querido recordar que solo son públicos los acuerdos en sí, no el debate alrededor de los mismos.

Es un secreto a voces que Pablo Iglesias no cae bien al ex-líder del PSOE

Además, el ex-presidente ha expresado su gran preocupación por que se está legislando demasiado a través de “decreto-ley”. Para poder preservar el buen funcionamiento del estado de derecho en un próximo futuro, es partido de que caigan todas las decisiones que han sido adoptadas a través del paraguas del actual decreto del “Estado de Alarma” y, las que tengan que permanecer, que sigan a través de un trámite ordinario en el Parlamento.

Unas declaraciones que solo confirman una realidad que no es ningún secreto en el Gobierno: la presencia de Pablo Iglesias en el poder incomoda mucho al propio Felipe González.

Tampoco es un secreto que a Felipe González no le gusta absolutamente nada el rumbo que está tomando el PSOE desde que Pedro Sánchez, después de muchos obstáculos, lograse la secretaría general del partido. Con los años, a Felipe González le cuesta más disimular su falta de comodidad con el actual Ejecutivo de la coalición y siempre que se le pregunta sobre la misma, al final, se le escapa alguna crítica sobre este Gobierno de coalición formado por el PSOE y Unidas Podemos. También ha contestado a la pregunta de si formaría parte de la creación de un nuevo Partido Socialista, se ha negado a esta posibilidad.

Y aprovechó la oportunidad para mandar un mensaje a las personas que discrepan completamente con la línea seguida con el actual Gobierno y les ha recordado que él estuvo 23 años al frente del partido socialista, con el cargo de secretario general del PSOE por lo que nunca estaría a favor de la ruptura y, hoy en día, estamos viendo demasiadas rupturas en el escenario de la política actual, un hecho muy preocupante.

Sigue la página Podemos
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!