En una semana turbulenta para el Partido Socialista, donde para muchos lo que se ha vivido ha sido un Golpe de Estado interna, para quienes parecen haber reforzado la figura de Sánchez, aun dimitiendo éste, las informaciones que empiezan a ser publicadas empiezan a desacreditar una parte de esas figuras políticas que jamás han sabido lo que es ganarse el pan de cada día de verdad.

Un ejemplo claro es Verónica Pérez Fernández, todos la conocemos gracias a que tras las 17 dimisiones en bloque y tras la comparecencia de César Luena, apareció públicamente para decir que en aquella circunstancia ella era la única autoridad que existía por aquel entonces en el PSOE, actitud que fue tomada con mucho recelo por diversos integrantes del PSOE.

Según se ha podido saber a través de la web de sueldos públicos se ha podido contrastar que Verónica Pérez Fernández actualmente cuenta con 38 años y desde el año 1999 que entró en política no ha parada de escalar posiciones. En un primer lugar ocupó una concejalía en su pueblo de nacimiento, San Juan de Aznalfarache, a la friolera de los 21 años, pero hay que recordar que desde los 18 años Verónica ya estaba inmersa en el mundo de la política.

A los 26 años, ya en el año 2004 dio el salto al Parlamento Andaluz, donde tras 12 años todavía sigue ocupando su escaño de diputada. Según se ha podido saber a través de las fuentes, Verónica nunca en su vida ha tenido un trabajo externo a la política, sólo se le reconoce su trabajo de política, algo que para muchos socialistas es incompatible.

Verónica cuenta con un salario bruto de 3987 € todos los meses, sueldo que se queda en 2859 € netos todos los meses a excepción de los meses con pagas extras como es el caso del mes de junio donde su salario neto fue de 5894 €.

Total que si se hace balance del primer semestre se puede corroborar que Verónica cobra en el primer semestre más de 20000 €, lo que se traduce en 40000 € anuales netos, mucho más que muchos de los trabajadores que se identifican con esas siglas y mucho más que muchos militantes socialistas que en su día votaron a Sánchez.

Pero los privilegios no se acaban en el salario, con derecho a ordenador portátil o Tablet, móvil y datos pagados por todos y gastos de desplazamiento, imaginamos que para que no pase apuros a final de mes.

Verónica es una política que quiere venir a regenerar la política, e imaginamos que nos lo tenemos que creer aunque sepamos que lleva 21 años en política y 17 años cobrando de la administración pública.

Pueden seguir todos nuestros artículos en la siguiente dirección, fomentemos el periodismo independiente

https://www.facebook.com/Laplumadeunoasis/

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!