Con el tiempo antes de que se disuelvan las Cortes, si todo ocurre como está previsto, el domingo Mariano Rajoy juraría su cargo ante el Rey Felipe VI. Ese mismo día podría informar a su majestad sobre el equipo que lo acompañará y que podría ocupar sus puestos desde el mismo lunes 31.

Este nuevo ciclo político se inicia con la misma figura política, pero con un panorama muy diferente al de hace exactamente un año, cuando Rajoy disolvió las Cortes.

La fuerza que han cobrado Ciudadanos y Podemos pone en jaque al Partido Popular que no tiene la mayoría absoluta para gobernar sin necesidad de pactar y negociar.

Pero este ascenso no es el único cambio que presenta la política nacional. El resquebrajamiento de la fuerza opositora, hasta ahora, la más fuerte que tenía el Partido Popular le otorga ciertos beneficios.

De resultarle imposible la dirección del país a Mariano Rajoy, sin apoyos ni pactos, las próximas elecciones recién podrían realizarse durante el mes de junio de 2017. Así lo establece la Constitución Nacional que determina que debe transcurrir, al menos, un año desde la disolución automática de las Cortes.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!