La sala de la Audiencia Nacional de San Fernando de Henares quedó chica. Los 37 acusados en el caso Gürtel, magistrados y abogados debieron ubicarse en otro espacio del recinto con mayor capacidad.El juicio que pone en el tapete una era en España, ha comenzado este martes, entre silbidos, sorpresas y partes médicos.

El paseillo que debieron realizar los asistentes no ha estado libre de pitidos, insultos y amenazas. Pero, lo inesperado, aunque cabía esperarse algo así, sucedió minutos después dentro de la sala. El abogado de Francisco Correa, Carlos Navarro, ha presentado una estrategia diferente a la de los demás defensores.

Ateniéndose a una posible pena, no ha propuesto la nulidad como si lo hicieron muchos de sus compañeros letrados. Esta actitud por parte de uno de los mayores implicados en el caso es un “gesto de buena voluntad”. Situación que podría ser considerada por el Tribunal y atenuarle la condena, llegado el caso.

La trama Gürtel estuvo vigente desde 1995 hasta el 2009 y hasta el jueves se procederá a realizar y analizar las cuestiones previas. Es en este momento cuando las partes aprovechan para hacer alegatos pendientes, aportar pruebas, sugerir testigos y, porqué no, pedir se conceda el permiso para no estar presente durante el juicio. Juicio que podría durar hasta julio del año próximo. Aquí se han escuchado anuncios de sorderas absolutas, fibromialgias y operaciones de caderas, dolencias que, según los defensores, no es conveniente exponer a tantas horas de labor.

La gran mayoría de los abogados ha aprovechado para solicitar y argumentar ante la sección cuarta de la Audiencia Penal que se anule el juicio. Cais todos los alegatos coinciden en una supuesta irregularidad durante la instrucción de la causa a cargo de Baltasar Garzón. Cabe recordar que el proceder de Baltasar Garzón fue condenado con su inhabilitación.

Los gestos “nobles” de Correa

Es el acusado a que más penas se enfrante de ser condenado, unos 125 años de prisión. No es de extrañar que su letrado intente atenuar ese posible castigo con actos que podrían ser interpretados como arrepentimiento e intención de colaborar con la causa. Ha la fecha ya han propuesto 3 nociones y probablemente continuen durante el desarrollo del juicio.

Sus abogados han pedido que se desbloquee una cuenta oculta y embargada en Suiza para costear las responsabilidades civiles. La otra muestra de colaboración ha sido el no participar del pedido para que se aparte a uno de los jueces, como ha sido solicitado por otros acusados. Por último, el hecho de no sumarse al pedido de nulidad del juicio.

Aunque los defensores de Correa han manifestado publicamente que no existen pactos ni acuerdos previos. Es muy probable que, tanto Correa como otros acusados que también han preferido no pedir la nulidad, declaren sus delitos durante el jucio como estrategia para atenuar las penas. Entre ellos se encuentra Carmen Rodriguez Quijano, ex mujer del principal imputado, Correa.

Rodriguez Quijano está citada a declarar antes que su ex esposo, por lo que podrá dar pistas sobre futuras intervenciones.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!