Si uno sabe separar la paja del grano, las redes son también un espacio de mordacidad y de fina ironía de las cuales no se libra ningún personaje. Así ha sido con Feijóo en Twitter, donde la coincidencia de un cartel de campaña del líder popular con otro de la serie "Narcos" que narra la histria del reconocido narcotraficante Pablo Escobar, ha desatado una oleada de comentarios jocosos y de acusaciones más o menos veladas.

Y es que a pesar de que su equipo de campaña ha pretendido centrar su imagen en la noticia de su futura y primeriza paternidad a los 55 años junto a Eva Cardenas Botas, alta directiva de Inditex, la efigie de Feijóo evoca toda una serie de relaciones mucho menos "amables".

En 2013 sacudieron la escena política unas fotografías en las que aparecían el líder popular y el narcotraficante Marcial Dorado en una embarcación de recreo, la relación entre ambos en la década de los noventa era estrecha e incluía viajes que ambos realizaron juntos; por aquel entonces, Dorado ya había sido detenido en un par de ocasiones. El propio Feijóo señalaría más tarde que decidió romper con esa relación cuando la Audiencia Nacional abrió una investigación contra su amigo, fecha que se sitúa en 1997.

Aquellos que orquestan la campaña del popular no sólo se han visto obligados a trabajar con ahínco en su imagen para desvincularla de ese pasado y mostrar un rostro más familiar y humano, la desvinculación respecto al partido central es casi total a nivel de cartelería, logos, etc., y es que si establecemos un símil con el mundo de la automoción en el que las casas de vehículos dan nombre a sus modelos según una letra y un número cuando poseen una fuerte imagen de marca ("A4", "X3"...) destacando ésta ante el modelo en concreto, parece que un PP cada vez más enfangado en la corrupción dista de ser precisamente la imagen de marca en la que uno desea respaldarse ante una campaña electoral.

A hombros de Feijóo pesan también otros casos sonados, por ejemplo el enchufe de su exnovia como asesora en el Gobierno con un sueldazo 86.816 euros, 7.000 euros más de lo que cobra el actual Presidente en funciones Mariano Rajoy. Con todo, sigue siendo un candidato muy bien valorado en las encuestas, recibiendo un aprobado holgado que supera a todos sus rivales políticos.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!