Henry de Laguière, corresponsal en el Estado español de la cadena radiofónica francesa Europe 1, afincado en Barcelona, condenó en su página de Twitter un tuit que, bajo el inefable hashtag #SálvanosDaesh (!), deseaba que el asesino de Niza que atropelló mortalmente a 85 personas hace unas semanas, hubiera hecho esto:

“Viendo lo que está pasando en el Parlament, me da pena que el conductor del 14-J de Francia [el día del atentado de Niza], no escoja la Ciutadella [donde está la sede del Parlament] para pasearse. #DaeshSálvanos”, decía aquel tuit, que ha sido denunciado a Fiscalía por Drets, asociación que lucha por los derechos de los catalanes.

“#DaeshSálvanos”: el siniestro hashtag de un español que espero que se le prohibirá salir de territorio español”, lamentaba Laguière en un tuit. Un tuit que ya fue borrado, pero que habrá sido leído por gente que en Twitter es capaz de unirse a las más sórdidas causas sólo por meterse con alguien, en este caso con Catalunya. Acto seguido, escribía a la página de ese personaje diciéndole, en francés y español: “Espèce d’ignoble, vete a Francia a frivolizar sobre los fallecidos de Niza, ya verás”.

Pero eso queda tapado por otra noticia, que por sí misma parece de los tiempos del caco Bonifacio o de Los ladrones van a La Oficina, que era más reciente, pero el fondo es preocupante: hoy, se sabe que el domicilio del Fiscal Anticorrupción de Murcia, Juan Pablo Lozano, ha sido robado.

Lo más chocante es el tipo de botín que se han llevado los ladrones.

Lozano ha denunciado ante la Policía que hace dos semanas desapareció su ordenador personal. En él guardaba documentación importante sobre varios casos de corrupción urbanística que afecta de lleno a gente importante del PP murciano, desde hace años en el poder autonómico con gran mayoría.

Los casos son Nova Carthago, Umbra y Rotondas.

El diario murciano La Verdad contaba que en el ordenador “guardaba la documentación íntegra de todos los casos de corrupción que coordina y de los que se encuentran en un estado de investigación inicial, además de las claves (PIN y PUK) de su teléfono móvil”.

No se llevaron nada más de la casa, por lo que comprenderán nuestros lectores lo chocante del asunto.

Ha tenido suerte el Fiscal que la información robada tenía copia de seguridad, oculta en un lugar seguro. Creen los responsables de la Justicia encargada de la trama corrupta, en la que están involucrados ex Consejeros autonómicos del PP, el ex Presidente autonómico Valcárcel y su hija, con asuntos sórdidos como dinero para construir el AVE y los regadíos de la cuenca del río Segura, los ladrones, quieren “conseguir información para una defensa más eficaz en los banquillos [del Juzgado]”.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!