Después de diferentes debates, enfrentamientos y presentaciones en medios de comunicación, los candidatos Hillary Clinton y Donald Trump se preparan para el próximo 8 de noviembre, cuando los estadounidenses van a las urnas a elegir al substituto de Barak Obama en la presidencia. Ella, Hillary, mundialmente conocida por ser la esposa engañada del ex presidente Bill Clinton, pero también por haber sido secretaria de la presidencia en el primer mandato de Obama e ir escalando posiciones hasta postularse para la primera magistratura.

Él, Donald, magnate americano, famoso por ser el dueño de las más lujosas cadenas hoteleras del mundo y quien fuera propietario del Miss Universo, ahora un candidato controversial, amado y odiado a la vez. Dos personalidades: Ella, política, Él, magnate. Dos proyectos: Ella, la mujer conciliadora, Él, el hombre famoso quien quiere llamar la atención con declaraciones en contra de los inmigrantes. A la hora de la verdad, usarán toda la información importante que los ayude a avanzar en contra del uno con el otro.

Hillary resaltará las horribles declaraciones hechas por Trump acerca de los inmigrantes mexicanos, a quienes acusa de delincuentes.

Y por su parte, Trump aprovechará que ha salido a flote, de nuevo, las investigaciones acerca del uso de e mails personales de la señora Clinton cuando era la secretaria de estado; asunto que los estado unidenses nunca tomaron en cuenta como una falta importante a las reglas o normas de su trabajo en el alto cargo. Ahora son los ciudadanos quienes escogerán entre el hombre que va en contra de los latinos, el magnate inexperto en política y la mujer que ha llegado más allá de lo que sus antecesoras lo han hecho.

En menos de seis meses, Estados Unidos volverá a ser el centro de atención del mundo entero, el cual estará a la expectativa de ver cómo un magnate o la primera mujer, llegan a la presidencia. En pocos meses veremos si los estado unidenses, después de haber escogido al primer presidente negro, una vez más darán un cambio drástico en sus costumbres, decidiendo darle la oportunidad a la primera mujer en dirigir al país más poderoso del mundo.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más