La conciliación entra familia y trabajo es un tema que comienza a ganar terreno. Poco a poco deja de ser considerado un lujo, propio de otros países de Europa, para instalarse en propuestas políticas que comienzan a tener forma. Isabel Díaz Ayuso, portavoz adjunta del Partido Popular en la Asamblea de Madrid, es una de las voces activas para que el equilibrio entre lo familiar y lo laboral se vuelva una realidad.

¿Cómo puede conciliarse la vida familiar con la laboral?

Es indudable que España tiene un grave problema en materia de conciliación lo que, además de afectar negativamente a la natalidad, perjudica a la estructura familiar.

Este tema de vital importancia debe abordarse desde varios puntos. Uno, el laboral. Tenemos que romper con el modelo productivo –e improductivo- que supone pasar jornadas completas en un puesto de trabajo fijo, excediéndonos en horas a los países de nuestro entorno.

En este sentido, hay que fomentar la cultura de la flexibilidad horaria, el teletrabajo, nuevos empleos en esta era digital y ayudar a que las empresas, sobre todo las medianas y pequeñas, puedan poner en marcha políticas de conciliación para sus empleados. La administración pública aquí puede ayudar mucho –ya lo está haciendo en la Comunidad de Madrid-, mediante programas de concienciación, incentivos fiscales, protección a la mujer embarazada frente a abusos por parte de su empresa y viceversa, aumento de la baja por paternidad para acercarse más al de maternidad.

¿Cuánto puede demorar la implementación de medidas que permitan la conciliación familiar?

Implementarlas no es una tarea fácil, pues precisa del acuerdo entre muchos actores. Depende de la voluntad de todos y de un profundo cambio de mentalidad en la sociedad por mucho que todos tengamos claro que no podemos construir una sociedad estable sobre los cimientos de familias donde los niños pasan poco tiempo en ellas.

En esta nueva legislatura el PP quiere poner en marcha para todo el país una nueva Ley de conciliación y corresponsabilidad. Un marco integral en el que se incluya la racionalización de horarios laborales, ampliar la baja por maternidad y paternidad para las familias numerosas, fomentar la jornada laboral hasta las 18 horas, ayudar a empresas a que impulsen el teletrabajo y los horarios flexible, instaurar un banco de horas en las empresas para que cada uno pueda organizar su jornada acorde a sus necesidades personales, e impulsar el cambio del uso horario.

Todas son medidas que afectan a muchas áreas: el mercado laboral, el mundo empresarial.

¿Crees que es un tema que nos preocupa más a las mujeres, por eso, tal vez, aun no se han implementado grandes medidas que la favorezcan?

No debería preocuparnos más a las mujeres pues conciliación e igualdad no están en el mismo plano. Cada vez hay más hombres que quieren estar realmente con sus hijos y estos precisan de sus dos progenitores.

Sin embargo a nadie se nos escapa que las mujeres somos las más perjudicadas en el ámbito laboral con los embarazos y la lactancia, y somos nosotras quienes muchas veces vemos mermado nuestro tiempo cara al trabajo, lo que trunca grandes carreras profesionales y nos llena de frustración. Hay que fomentar horarios más flexibles, el teletrabajo así como el emprendimiento a través de las nuevas tecnologías.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más