Atravesamos el ecuador de la campaña, que está pasando veloz y cambiante a golpe de debate, de encuesta contradictoria y de declaración polémica. Aunque no cabe duda de que a alguno de los partidos en liza se le está haciendo larga.

El escenario sigue igual de opaco que al principio de mes y todo parece indicar que será el alto porcentaje de indecisos (sea éste el 20 o el 40%) quienes decidirán el ganador en la noche electoral. De las pocas cosas que parecen seguras es que habrá una alta participación, y aunque históricamente se ha defendido que eso indica una alta movilización del votante izquierdista y adelanta un cambio político, incluso eso es dudoso y puede indicar cualquier tendencia. De hecho, puede ser que lo que adelante en realidad sea una mayor movilización del votante conservador ante el miedo a un gran resultado de Podemos.

Anuncios
Anuncios

Podemos quizá resurja por las confluencias y el debate a cuatro del 7D

Hablando de tendencias, si hacemos caso a las encuestas, parece que se ha producido una inflexión en la evolución de los cuatro principales partidos. Tras el trascendental debate a cuatro emitido por Atresmedia (Antena 3 y La Sexta) parece que el buen papel de Pablo Iglesias ha relanzado a su partido y lo ha igualado en intención de voto a Ciudadanos y PSOE. También cabe señalar que las confluencias de Podemos con otros partidos de izquierdas en distintas comunidades autónomas (En Marea en Galicia, És Él Moment en la C. Valenciana, En Comú Podem en Catalunya) han animado a su electorado en las regiones señaladas.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Podemos

El que hasta ahora era el gran partido del centro – izquierda español, el PSOE, al contrario que la formación morada, parece encontrarse en el ojo del huracán. En algunas encuestas ha perdido el privilegio de situarse como principal fuerza opositora al PP y sufre de una intensa fuga de votos tanto a la derecha como a la izquierda. Sus principales debilidades pueden encontrarse en un discurso programático que no convence a su electorado y a un líder que no suma apoyos, y que muestra muchas debilidades tanto en debates como en mítines e incluso entrevistas.

Anuncios

PP y Ciudadanos o la posible falacia de los vasos comunicantes

En el arco conservador las tendencias son incluso más difíciles de analizar que en el izquierdista. Especialmente es la del partido en el gobierno, el PP, es la que resulta más complicada de dilucidar. Sus porcentajes en las encuestas oscilan entre el 27 y el 30% y estar en el extremo bajo o alto de esta horquilla supondrá poder gobernar o pasar a la oposición. Muchas encuestadoras siguen creyendo que el partido de Rajoy goza de una ventaja sobre los demás en forma de voto oculto.

Ciudadanos, el partido al que muchos votantes centristas han mirado con ojos esperanzados, especialmente aquellos que sentían un profundo rechazo hacia las ideas de Podemos, puede ser la sorpresa tanto positiva como negativa de la noche electoral. Será una sorpresa positiva si cumplen las expectativas más altas observadas por las encuestas, es decir, que se convierta en el principal partido de la oposición. Será una sorpresa negativa si por el contrario queda en tercera, o incluso cuarta posición, porque demostraría que las encuestas no han sido imparciales con el partido socio – liberal de Albert Rivera y éste ha sido conscientemente hinchado en los pronósticos para provocar una tendencia.

Anuncios

 Si empleásemos la lógica electoral y el enfrentamiento entre semejantes, un resultado alto de Ciudadanos implicaría un resultado bajo del PP. Pero eso es más una hipótesis que una certeza.

Esta última semana de campaña será sin duda decisiva y servirá para reforzar o debilitar este análisis. O todo lo contrario.

 

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más