Con 922.328 votos, Izquierda Unida, que se ha presentado a las Elecciones generales 2015, bajo la denominación Izquierda Unida – Unidad Popular, ha conseguido dos escaños en el Congreso de los Diputados. Los mismos que ha logrado el partido independentista vasco, Bildu, pese a conseguir unos 700.000 votos menos, en concreto, 218.467 papeletasa un 99'93% de los votos escrutados.

Esta es una de las consecuencias de una democracia que se instaura bajo una de las leyes de recuento de votos más antidemocrática que existe. El líder de IU, Alberto Garzón, contaba con ello, pues esa ley nunca ha favorecido al histórico partido que lidera.

Es una de las injusticias que el político ha denunciado, como ha hecho al respecto de que se le haya excluido de la mediática campaña de propaganda política de los cuatro partidos que han jugado en "Primera" durante estas elecciones.

Esta ley electoral beneficia el bipartidismo, motivo por el cual ninguno de los dos partidos mayoritarios ha querido modificarla durante sus respectivos gobiernos. Es la misma ley que permite que con prácticamente el mismo número de votantes, PSOE haya conseguido 90 escaños, mientras que Podemos, 69. Por el momento, a los #Garzoners les quedará la red, donde sí han ganado la batalla.

Sigue la página Izquierda Unida
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!