Medios de referencia europeos como Le Figaro en Francia, The Guardian en Reino Unido o el italiano Corriere della Sera destacan en sus noticias la victoria en minoría del PP, mientras que otros como el francés Le Monde o el alemán Bild, no se atreven a otorgar la victoria a ningún partido y señalan el momento histórico al que se enfrenta España en unas Elecciones caracterizadas por la fragmentación del voto.

Por su parte, los principales medios latinoamericanos que se han hecho eco de la noticia han sido el argentino Clarín y el venezolano El Nacional los cuales, siguiendo la estela de medios europeos, han dado la victoria al líder popular, eso sí, sin mayoría. La gran expectación a nivel internacional de la actualidad política española está relacionada con el surgimiento de nuevos partidos y la amenaza que ello supone al imperante bipartidismo.

Los análisis de los resultados electorales de estos medios se centran en la difícil situación a la que se enfrenta España con un parlamento altamente fragmentado. Las teorías, siguiendo la estela de medios españoles, no escatiman en posibles alianzas de los partidos ganadores, llegando incluso a apuntar, como hace Le Figaro, a la imposibilidad de formar Gobierno para Rajoy. La incertidumbre de los resultados hace mella también entre las clases dirigentes, que se dividen entre aquellos que felicitan a Rajoy por su mayoría en las urnas, como han hecho desde la Comisión Europea (CE), y aquellos que no tienen claro a quien felicitar, como ha sucedido en Alemania.

La nueva realidad política española tampoco pasa desapercibida para medios económicos como el estadounidense The Finantial Times, que interpreta los resultados como una muestra de inestabilidad en España.

A nivel nacional los medios de comunicación se han aventurado a tejer todo tipo de alianzas, desconcertados ante el futuro del gobierno en España. Por su parte, representantes de partidos como el PSOE y Ciudadanos han hecho públicas sus intenciones de dejar formar gobierno al partido en mayoría, si bien niegan la opción de gobernar en coalición, posición oficial defendida por todos los partidos con representación parlamentaria en campaña electoral.

Sin embargo, la capacidad del ejecutivo para conseguir apoyos de investidura [VIDEO] puede verse afectada por las enemistades creadas durante los últimos cuatro años de mayoría parlamentaria del gobierno, durante los cuales el PP ha podido sacar adelante propuestas sin el apoyo o incluso la oposición de otras formaciones políticas. La nueva legislatura se enfrentará al reto de poner de acuerdo a formaciones de muy diversa índole con el objetivo de evitar unas elecciones anticipadas.

Ejemplos de gobiernos en minoría se pueden encontrar en países de larga tradición democrática como Alemania donde las clases dirigentes, acostumbradas a gobernar en coalición, tienen experiencia en sintonizar distintas dinámicas y son referentes internacionales en la creación de gobiernos estables.

Sin duda, España se enfrenta a una nueva era política menos marcada por el bipartidismo y de la capacidad de las diversas formaciones para coordinar sus políticas dependerá que se cumplan los discursos más alarmistas que auguran un ambiente de ingobernabilidad, como los defendidos por algunos medios italianos, o aquellos más optimistas que apuntan a las ventajas de una nueva etapa caracterizada por el diálogo y la negociación, como señala el periódico argentino Clarín.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más