Según informa hoy el diario 20 minutos, España sale debilitada de los retos que le presenta la ONU, sobre todo en lo tocante o concerniente a reducir el número de pobres en España que estaría en torno a los 14,5 millones.

Si el país no ha ardido por los cuatro costados ya, se debe a que los nuevos pobres son mantenidos dentro de sus núcleos familiares, en las encuestas oficiales de España se pudo leer que 8 de cada diez jubilados mantiene a algún miembro de su familia o a más de uno.

Por otro lado los jóvenes al no tener dinero para independizarse y vivir con sus padres son también nuevos pobres pero que están mantenidos y quizás entretenidos con internet y las nuevas tecnologías.

En muchos hogares la pensión del abuelo mantiene a los hijos y a los nietos y para los más necesitados que no pueden ampararse en el núcleo protector familiar y que son en su mayoría inmigrantes hay ayudas sociales destinadas en parte a mantener la paz social.

Son las redes familiares y el auxilio de las familias organizándose para ayudar a los miembros de su clan en peores condiciones económicas sumado al gran entretenimiento que representa internet y las nuevas tecnologías cuando no algunos programas aturdidores televisivos, lo que hace que España no reviente en una gran algarada social.

La ONU que acaba de finalizar sus proyectos del milenio y abre otros nuevos conocidos cómo Agenda 2030 se ha propuesto eliminar en lo posible la pobreza en el mundo y lograr una mayor igualdad de género, educativa y sanitaria procurando para todo el mundo que lo necesite dicha covertura sanitaria y educación en igualdad.

Por otra parte la ONU en sus objetivos para el año 2030 intenta achicar la brecha entre ricos y pobres, la meta es que la riqueza del 40 por ciento de los españoles más pobres pueda superar algún día la del diez por ciento de los españoles más ricos.

Intermon y otras oenegés han denunciado la situación de pobreza y desigualdad que conllevó la crisis en España y se muestran pesimistas con el relato de poder bajar a 5 millones de pobres los 14,5 millones ya existentes incluso para el año 2030.

Al mismo tiempo se luchará contra el abandono escolar y se hará hincapié en mejorar la educación de España para que los jóvenes formados tengan mejores oportunidades de lograr un empleo.

El problema es que la situación necesita ser mejorada a día de hoy, no para el año 2030.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más