Uno de los temas que el presidente del Ejecutivo español, Mariano Rajoy, trató en su reciente reunión con la canciller alemana, Angela Merkel, fue el de los refugiados que de modo masivo están llegando a lo largo de todo el verano a las fronteras de Europa. Por fin los países europeos, tras el conocimiento de las muertes de cientos de refugiados abandonados en el interior de camiones, están tomando cartas en el asunto, organizándose para acoger a estas personas. Mariano Rajoy aceptó que España admitieraa 2739 de ellos, cifra negociable en función de las circunstancias futuras.

Entre tanto, diversas son las voces dentro del panorama político español que no sólo se han dejado escuchar, sino que están tomando medidas para paliar en la medida de lo posible las malas condiciones de los refugiados.

Quizás una de las más notorias ha sido la de Ada Colau, alcaldesa de Barcelona, que ha propuesto a Europa la creación de una red de ciudades de acogida, el viernes pasado vía facebook. Contraponía Colau "nuestro miedo a vivir un poco peor a su miedo a no sobrevivir" y declaraba "o abordamos un drama humano desde la capacidad de amar que nos hace humanos o acabaremos todos deshumanizados. Y habrá muertos, muchos más", criticando las medidas para fortalecer las fronteras.

El primer teniente de alcalde de Barcelona Gerardo Pisarelo, anunció que el ayuntamiento hará un listado de las familias que se ofrezcan a acoger refugiados, a la vez que se ha aumentado en 200.000 euros las aportaciones al Servicio de Emigrantes y Refugiados, el fin "constituir a Barcelona como una ciudad refugio".

Una de las primeras en sumarse a la iniciativa propuesta por Ada Colau, ha sido la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena " se trata de una cuestión de derechos humanos que no puede dejar impasible a una ciudad diversa y acogedora como es la capital" ha declarado, a la vez estudiarán "los recursos y medidas para cooperar" e insta al ejecutivo a que "esté a la altura de las circunstancias, asumiendo sus responsabilidades y coordinando los aspectos necesarios con otras administraciones".

Córdoba y varios municipios de Mallorca también se han ofrecido para acoger refugiados. Según datos de la Comisión Española de Ayuda Al Refugiado, la comunidad madrileña encabeza la clasificación nacional en cuanto a solicitudes de protección internacional, 1861, en 2014, seguida de las 960 de Barcelona.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!