Este fin de semana el Partido Popular ha celebrado su Conferencia Política, en la que ha presentado un nuevo logo y en el que además ha propuesto un cambio sustancial en la LOREG, la Ley Orgánica del Régimen Electoral General. Este cambio tendría consecuencias y podría suponer un vuelco en los resultados ya que la propuesta estrella planteada consiste en dar una 'prima de gobernabilidad' al partido que gane las elecciones.

La propuesta fue lanzada por el secretario general del Grupo del PP en el Congreso, José Antonio Bermúdez de Castro y consistiría en dar un número extra de escaños al partido que gane las elecciones, al igual que se hace en otros países como Grecia, Italia o Alemania.

En detalle, la propuesta llevada a cabo por el PP obsequiaría con una prima al partido que obtenga, como mínimo, el 35% de los votos y saque cinco puntos al segundo partido. Si esto no se diera, algo que parece bastante probable a tenor de las últimas encuestas, se iría a una segunda vuelta donde el mínimo bajaría al 15% aunque habría que tener 7 puntos de distancia respecto al segundo.

Estabilidad de gobierno

Según los defensores de esta propuesta, esta prima daría más estabilidad a un Gobierno ya que le permitiría prácticamente tener mayoría absoluta aunque este resultado no sea el reflejo proporcional de las urnas. De todas formas, el PP también ha propuesto que aquellos votos que no hayan tenido representación en el Congreso gracias a la Ley D´Hont, vayan a una bolsa de restos electorales de 10 o 15 escaños.

Esto, en teoría, iría en el sentido contrario a la prima de gobernabilidad, ya que favorecería la entrada de partidos más pequeños y por lo tanto habría más proporcionalidad.

¿Es necesario?

En España la Ley D´Hont ya ofrece, o al menos ofrecía, una gran estabilidad a los gobiernos, ya que durante todos estos años en los que ha estado vigente ha favorecido mayoritariamente a los dos partidos grandes del estado español.

Ahora, con la entrada de dos nuevos partidos en la lucha por el poder, como son Podemos y Ciudadanos, va a llegar la hora de pactar de verdad a nivel estatal para poder gobernar. De hecho, no se descarta que en las próximas elecciones generales pueda formarse un gobierno con varios partidos, algo que no ha ocurrido hasta ahora en nuestro país.

Obviamente, si la sociedad española ha decidido que, a partir de ahora, puede dar su confianza para que gobierne a más de dos partidos, no parece que la propuesta del PP responda a una exigencia del pueblo.

¿Qué se necesita para cambiar la LOREG?

La ley electoral puede ser cambiada por un gobierno en mayoría absoluta siempre y cuando no choque con lo que dice la Constitución sobre las elecciones generales. En esta se dice que la circunscripción electoral es la provincia, pero da bastante libertad en otros aspectos, como por ejemplo en el número de diputados, que tiene que estar entre los 300 y los 400. La propuesta del Partido Popular, en principio, no parece que vaya en contra de la Constitución, por lo que actualmente podrían cambiar la LOREG en solitario.

Eso sí, ya no da tiempo a realizarlo ante de las elecciones generales de fin de año, así que, para llevarla a cabo, será necesario un pacto con al menos otro partido, justamente lo contrario del espíritu de esta propuesta de reforma electoral.

Sigue la página Podemos
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!