Desde el pasado mes de diciembre hasta la fecha los diputados han trabajado solo 15 días. Tanto diputados como senadores disfrutan de una media de 50 días en Navidad, 18 en semana santa y 70 en verano. A esto hay que sumarle las fiestas locales, puentes, y otros días de absuelto. Pero todavía queda agregar que trabajan solo 3 días a la semana y una semana al mes, no es necesario que vayan al congreso o el senado.

Los legisladores que no forman parte de comisiones, cuentan con más de 200 días al año de vacaciones pagadas. Este año, con el adelanto de la semana santa, ha permitido prácticamente enlazar los dos periodos vacacionales, solo se han registrado quince días de trabajo desde finales de noviembre del año pasado, o sea que han pasado tres meses enteros ,en todo ese período trabajaron 15 días.

Por este trabajo, los legisladores están cobrando una media de 4.500 € al mes, a los que hay que sumarle si algún senador tiene un cargo extra, como los secretario, portavoces etc.. un plus por representación, que varía entre 700 y 3.000 euros. Sumemos los vuelos en avión que no son necesario justificar, mas los 3.000 euros al año para taxis, y el kit del iPad, iPhone, y ADSL, que por supuesto pagamos los que realmente trabajamos.

Por si esto fuera poco, los miembros cobran un seguro de desempleo muy por encima de los ciudadanos, tanto en cantidad como en extensión, aunque cotizan menos. Por seguir sumando diferencias, debo decir que las pensiones que tienen los miembros del legislativo son mucho más cuantiosas que la de los ciudadanos comunes, por menos cotización que ellos hacen.

Aquí entonces nos preguntamos como éstos "sujetos" podrán entender las necesidades del pueblo, porque ellos no trabajan, ni ganan, ni viven como el resto de la población. Nunca van a entender las preocupaciones nuestras, ni por los sacrificios que pasamos, ni por las renuncias que debemos hacer por falta de dinero, porque no queremos deber una factura de luz, o porque no queremos dejar de comprar el medicamento que necesitamos.

Como no van a defender todos estos privilegios, el pueblo no les importa nada, para lo único que les importamos es para que paguemos impuestos sangrantes. Somos los tontos esclavos que lo único que hacemos es mantenerlos en esa vida de privilegios, y aún se las ingenian para robar, insultar y un largo etcétera que ya todos conocemos.

Este es el mundo del revés, quien menos trabaja mejor vive y mas descansa y además se permite disponer para eso de los haberes y de la vida de los que si trabajan para comer.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!